¿Es malo el té kombucha?

¿Es malo el té kombucha?
4.55 (90.91%) 11 votes

¿Qué riesgos y beneficios tiene el beber kombucha?

Comenta
Comparte

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Sandra Romero voluntaria activa en NutritionFacts.org.

Uno de los primeros videos que hice fue sobre la kombucha, que además aparece en mi blog NutritionFacts.org: the first month, y donde también muestro lo maravillado que estaba al haber alcanzado cerca de los 100 000 seguidores. Ahora, es un honor decir que hemos alcanzado los 100 000 al día. 

En ese primer video que hice sobre la kombucha, reseñé un informe que se publicó en el Journal of Intensive Care Medicine sobre la toxicidad del té de Kombucha. El informe trataba sobre un joven que acabó en coma por acidósis y concluía que “aunque el té de kombucha se considera un elixir saludable, la poca evidencia que se encuentra disponible actualmente plantea preocupaciones sobre el riesgo que supone para la salud. Por lo que se desalienta su consumo, ya que puede ser que esté asociado con la letal acidósis láctica”. Y este fue solo uno de los varios casos que se registraron de una grave, y a veces letal, disfunción hepática y una acidósis láctica cercana a la indigestión. 

Por ejemplo, hubo dos casos en Iowa de una acidosis metabólica grave que incluye una muerte: el desencadenamiento de una enfermedad muscular letal autoinmune que requirió una cirugía de urgencia y probablemente tenía relación con la kombucha, ya que aparecieron síntomas de temblor, dificultad para respirar, y trastorno de movimiento después de consumir el té y sin ningún otro medicamento; xerostomía, mareos, vómitos, dolor de cabeza y de cuello que recurrieron después de volverlo a ingerir. Y luego, otro caso de acidosis láctica metabólica severa y un caso de hepatotoxidad (toxicidad del hígado) que se solucionó después de dejar de tomar kombucha. 

¿A qué se debe estos casos esporádicos? Quizás puede deberse al desarrollo de toxinas inusuales en un lote particular. Quiero decir, es un producto fermentado; por lo que puede que estuviese contaminado con alguna bacteria nociva. Como cuando la gente se untó kombucha en la piel porque se decía que tenía propiedades curativas. Y lo que realmente tenía era ántrax. Así que, aunque los informes eran escasos, hace 10 años, concluí que quizás deberíamos quedarnos con aquellos alimentos que no hayan ocasionado ningún coma. Pero, todo en la vida gira en torno a los riesgos y los beneficios. Quizás merece la pena. Al fin y al cabo, tiene la reputación de curar el cáncer, eliminar las arrugas e incluso hace que las canas vuelvan a tener su color original, lo cual, curanderos alternativos y naturópatas han promocionado en los Estados Unidos. 

Hoy en día, la kombucha se alaba como “la bebida existente más saludable”, una especie de medicamento milagroso universal o poción purificante, pero también se la considera peligrosa. Entonces, ¿es una poción o un veneno?

Por lo visto, en los años 20, 30 y 40, se llevaron a cabo varios estudios clínicos de la mano de médicos reconocidos y confirmaron todo tipo de efectos beneficiosos. No podía esperar a leerlos. Bien, citan a Dufrense y Farnworth. Bien, ahí está, la misma afirmación que cita a Allen. De acuerdo, ¿qué es Allen, 1998? Oh, tiene que ser una broma. Cita una página web cualquiera de kombucha. Y aquí está, desaparecida desde 2001, una fuente sin citas de cosas que se publicaron en alguna lista de correo.

Finalmente, en 2003, se llevó a cabo una revisión sistemática de la evidencia clínica publicada, y el principal resultado de esta revisión fue “la ausencia de datos de eficacia”. No se encontraron estudios clínicos. Solo tenemos estos informes de casos con moraleja. Por lo que, a partir de estos datos, se concluyó que los beneficios en gran parte indeterminados no superan los riesgos que se han documentado sobre la kombucha. Por tanto, no puede ser recomendada. De acuerdo, pero eso fue en 2003. ¿Qué tal una revisión sistemática del 2019 sobre la evidencia empírica de los beneficios que tiene para la salud humana?

La literatura que se basa en sujetos “no humanos” afirma la kombucha posee numerosos beneficios para la salud, es decir, en ratones y ratas, pero lo que necesitamos son ensayos clínicos en humanos. Y todavía no tenemos ni un solo estudio humano controlado. Pero sí encontraron un estudio no controlado que pretendía mostrar una reducción significativa de los niveles de azúcar en sangre en ayunas y después de las comidas en personas con diabetes tipo 2. No obstante, a pesar de que no hay ensayos controlados, ahora se le dedica un espacio importante en los estantes comerciales a los productos de kombucha, y existe la creencia generalizada de que los productos promueven la salud. Por lo tanto, nos quedamos con esta disparidad extrema entre la ciencia y la creencia con poca evidencia clínica convincente, pero sí afirmaciones de salud de gran alcance y a la vez inverosímiles, mientras que la posibilidad del daño parece considerable. En casos tan extremos, los profesionales de la salud deben disuadir a los consumidores de usar (y pagar) cualquier cosa que solo parezca beneficiar a quienes la venden.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Video producción Glass Entertainment

Gráficos de Avocado Video

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Sandra Romero voluntaria activa en NutritionFacts.org.

Uno de los primeros videos que hice fue sobre la kombucha, que además aparece en mi blog NutritionFacts.org: the first month, y donde también muestro lo maravillado que estaba al haber alcanzado cerca de los 100 000 seguidores. Ahora, es un honor decir que hemos alcanzado los 100 000 al día. 

En ese primer video que hice sobre la kombucha, reseñé un informe que se publicó en el Journal of Intensive Care Medicine sobre la toxicidad del té de Kombucha. El informe trataba sobre un joven que acabó en coma por acidósis y concluía que “aunque el té de kombucha se considera un elixir saludable, la poca evidencia que se encuentra disponible actualmente plantea preocupaciones sobre el riesgo que supone para la salud. Por lo que se desalienta su consumo, ya que puede ser que esté asociado con la letal acidósis láctica”. Y este fue solo uno de los varios casos que se registraron de una grave, y a veces letal, disfunción hepática y una acidósis láctica cercana a la indigestión. 

Por ejemplo, hubo dos casos en Iowa de una acidosis metabólica grave que incluye una muerte: el desencadenamiento de una enfermedad muscular letal autoinmune que requirió una cirugía de urgencia y probablemente tenía relación con la kombucha, ya que aparecieron síntomas de temblor, dificultad para respirar, y trastorno de movimiento después de consumir el té y sin ningún otro medicamento; xerostomía, mareos, vómitos, dolor de cabeza y de cuello que recurrieron después de volverlo a ingerir. Y luego, otro caso de acidosis láctica metabólica severa y un caso de hepatotoxidad (toxicidad del hígado) que se solucionó después de dejar de tomar kombucha. 

¿A qué se debe estos casos esporádicos? Quizás puede deberse al desarrollo de toxinas inusuales en un lote particular. Quiero decir, es un producto fermentado; por lo que puede que estuviese contaminado con alguna bacteria nociva. Como cuando la gente se untó kombucha en la piel porque se decía que tenía propiedades curativas. Y lo que realmente tenía era ántrax. Así que, aunque los informes eran escasos, hace 10 años, concluí que quizás deberíamos quedarnos con aquellos alimentos que no hayan ocasionado ningún coma. Pero, todo en la vida gira en torno a los riesgos y los beneficios. Quizás merece la pena. Al fin y al cabo, tiene la reputación de curar el cáncer, eliminar las arrugas e incluso hace que las canas vuelvan a tener su color original, lo cual, curanderos alternativos y naturópatas han promocionado en los Estados Unidos. 

Hoy en día, la kombucha se alaba como “la bebida existente más saludable”, una especie de medicamento milagroso universal o poción purificante, pero también se la considera peligrosa. Entonces, ¿es una poción o un veneno?

Por lo visto, en los años 20, 30 y 40, se llevaron a cabo varios estudios clínicos de la mano de médicos reconocidos y confirmaron todo tipo de efectos beneficiosos. No podía esperar a leerlos. Bien, citan a Dufrense y Farnworth. Bien, ahí está, la misma afirmación que cita a Allen. De acuerdo, ¿qué es Allen, 1998? Oh, tiene que ser una broma. Cita una página web cualquiera de kombucha. Y aquí está, desaparecida desde 2001, una fuente sin citas de cosas que se publicaron en alguna lista de correo.

Finalmente, en 2003, se llevó a cabo una revisión sistemática de la evidencia clínica publicada, y el principal resultado de esta revisión fue “la ausencia de datos de eficacia”. No se encontraron estudios clínicos. Solo tenemos estos informes de casos con moraleja. Por lo que, a partir de estos datos, se concluyó que los beneficios en gran parte indeterminados no superan los riesgos que se han documentado sobre la kombucha. Por tanto, no puede ser recomendada. De acuerdo, pero eso fue en 2003. ¿Qué tal una revisión sistemática del 2019 sobre la evidencia empírica de los beneficios que tiene para la salud humana?

La literatura que se basa en sujetos “no humanos” afirma la kombucha posee numerosos beneficios para la salud, es decir, en ratones y ratas, pero lo que necesitamos son ensayos clínicos en humanos. Y todavía no tenemos ni un solo estudio humano controlado. Pero sí encontraron un estudio no controlado que pretendía mostrar una reducción significativa de los niveles de azúcar en sangre en ayunas y después de las comidas en personas con diabetes tipo 2. No obstante, a pesar de que no hay ensayos controlados, ahora se le dedica un espacio importante en los estantes comerciales a los productos de kombucha, y existe la creencia generalizada de que los productos promueven la salud. Por lo tanto, nos quedamos con esta disparidad extrema entre la ciencia y la creencia con poca evidencia clínica convincente, pero sí afirmaciones de salud de gran alcance y a la vez inverosímiles, mientras que la posibilidad del daño parece considerable. En casos tan extremos, los profesionales de la salud deben disuadir a los consumidores de usar (y pagar) cualquier cosa que solo parezca beneficiar a quienes la venden.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Video producción Glass Entertainment

Gráficos de Avocado Video

Nota del Doctor

¿Es bueno el té kombucha? es el otro video que mencioné.

¿Cuáles son las mejores bebidas? Descúbrelo en mi video.

Si no lo has hecho aún, puedes suscribirte a mis videos de forma gratuita haciendo click aquí.

Pin It en Pinterest

Share This