Investigación sobre los efectos de la marihuana para la salud

Investigación sobre los efectos de la marihuana para la salud
3.67 (73.33%) 3 votes

La política, los prejuicios y las presiones provenientes de ambos lados se suman a la complejidad de la investigación sobre el cannabis.

Comenta
Comparte

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Leonardo Alanís y Hermes Fernández voluntarios activos en NutritionFacts.org.

¿Por qué existe tal escasez de investigación rigurosa sobre los efectos de la marihuana? El primer gran estudio no se publicó hasta 2007. ¿Por qué tomó tanto? ¿Por qué la industria farmacéutica no mostró ningún interés? Algunos podrían preferir una respuesta simple: dado que es solo una planta, no puede ser patentada para los accionistas, eliminando así cualquier incentivo para invertir fondos empresariales. Sí, pero es más complicado que eso.

Existen fondos de investigación disponibles, cien millones de dólares de dinero público por año, pero históricamente ese dinero solo se podía obtener para investigar los efectos negativos. En Estados Unidos, el cannabis todavía se clasifica oficialmente como la heroína, una droga de la Lista 1, lo que significa que el gobierno la califica sin valor medicinal. Esta designación resultó en un cese casi total de la investigación científica, especialmente porque la única forma en que los investigadores podrían obtener el cannabis sin arriesgarse a ir a la cárcel es una granja estatal en Mississippi, controlada por el Instituto Nacional de Abuso de Drogas, que históricamente solo se utilizó para demostración de efectos nocivos.

Los residentes de 23 estados pueden simplemente ir  y comprarlo, pero los científicos de Estados Unidos deben pasar por un papeleo tedioso, e incluso una vez que lo consiguen, no es una muy buena idea ya que no es el cannabis que la gente está usando en estos días. Los estudios de este cannabis obtenido legalmente en Mississippi, son como la hierba de la abuela, un pequeño porcentaje de THC, mientras que lo que existe en estos días puede ser 10 veces más potente.

Es así como en este círculo vicioso burocrático sin sentido, el cannabis que debe estudiarse es ilegal, y el cannabis que se puede estudiar legalmente (la variedad Mississippi, de décadas de antigüedad) está esencialmente fuera de los límites. Como resultado los profesionales mal informados se ven obligados a conformarse con anécdotas de Internet, y así con todos los demás, lo que es una mala medicina.

Los beneficios potenciales del cannabis se perderán mientras exista el control legal de la investigación clínica que se opone a los resultados de la misma. Sin embargo, eso no es excusa. El hecho de que haya barreras políticas para la investigación no significa que debamos bajar nuestro estándar en términos de pruebas exigentes. Los enfermos aún necesitan tratamientos médicamente sanos.

Por supuesto, ahora hay presión desde ambos lados. La industria de la marihuana ahora es un gran negocio, y con esos miles de millones, se puede reunir a tropas de pro cannabis. Los investigadores del cannabis ya hablan de ser bombardeados con correos electrónicos de grupos de pro cannabis si se atreven a hacer comentarios negativos sobre la droga. "La investigación sobre la marihuana es como la investigación sobre el tabaco en los años 60", dice un investigador de la Universidad de Colorado. Entonces, hay miedo de que el dinero empuje el péndulo en la otra dirección.

Pero las barreras van más allá del dinero, la política y los prejuicios. La investigación sobre el cannabis es difícil de hacer. ¿Cómo se hace un estudio doble ciego con marihuana? La gente sabe cuando han sido engañados con drogas de placebo. La gente puede notar la diferencia entre brownies de marihuana y brownies regulares; de lo contrario, no los comerían. Por lo tanto, si sabes que estás recibiendo la droga activa, el efecto placebo puede dar un fuerte golpe, señala un investigador de neurobiología, especialmente cuando se trata de resultados subjetivos como dolor o estado de ánimo.

Imagínate si estás tratando de hacer un estudio de la población sobre la memoria o el deterioro cognitivo, y estás pidiendo a fumadores de marihuana que intenten recordar cuánto han fumado durante su vida. Puedes imaginar cómo eso podría "influir en la precisión de los datos".

Permíteme darte un ejemplo de lo enrevesado que esto puede llegar a ser. Las pruebas neuropsicológicas de los consumidores de cannabis han encontrado efectos negativos residuales, en términos de puntuación ligeramente inferior en las pruebas de memoria. Pero, ¿cómo sabemos que no se trata de una cuestión de motivación, o de un deterioro cognitivo real? Eso nunca había sido probado hasta este estudio. Se le asignó a un grupo de consumidores una prueba de aprendizaje estándar y simplemente se formuló el enunciado: "Complete la siguiente serie de tareas que miden diferentes áreas de la cognición, como la memoria y la atención". Eso es lo que normalmente se diría, y cuando se realiza, los fumadores de marihuana obtienen puntuaciones significativamente peores. Ah, pero ¿qué pasaría si en cambio dijera esto?: "Complete la siguiente serie de tareas. Es importante que haga su mejor esfuerzo en estas tareas, ya que esta investigación se utilizará para aprobar la legislación de la marihuana. "Entonces, si lo haces bien, se podría legalizar la hierba o algo así. Y en esas circunstancias, boom, el aparente deterioro cognitivo desaparece.

Ahora bien, podría argumentarse que la falta de motivación es un problema en sí mismo. Pero, bueno, es mejor que tener daño cerebral a largo plazo.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Crédito de la imagen: BRICK 101 vía Flickr. La imagen ha sido modificada.

Gráficos de Avocado Video.

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Leonardo Alanís y Hermes Fernández voluntarios activos en NutritionFacts.org.

¿Por qué existe tal escasez de investigación rigurosa sobre los efectos de la marihuana? El primer gran estudio no se publicó hasta 2007. ¿Por qué tomó tanto? ¿Por qué la industria farmacéutica no mostró ningún interés? Algunos podrían preferir una respuesta simple: dado que es solo una planta, no puede ser patentada para los accionistas, eliminando así cualquier incentivo para invertir fondos empresariales. Sí, pero es más complicado que eso.

Existen fondos de investigación disponibles, cien millones de dólares de dinero público por año, pero históricamente ese dinero solo se podía obtener para investigar los efectos negativos. En Estados Unidos, el cannabis todavía se clasifica oficialmente como la heroína, una droga de la Lista 1, lo que significa que el gobierno la califica sin valor medicinal. Esta designación resultó en un cese casi total de la investigación científica, especialmente porque la única forma en que los investigadores podrían obtener el cannabis sin arriesgarse a ir a la cárcel es una granja estatal en Mississippi, controlada por el Instituto Nacional de Abuso de Drogas, que históricamente solo se utilizó para demostración de efectos nocivos.

Los residentes de 23 estados pueden simplemente ir  y comprarlo, pero los científicos de Estados Unidos deben pasar por un papeleo tedioso, e incluso una vez que lo consiguen, no es una muy buena idea ya que no es el cannabis que la gente está usando en estos días. Los estudios de este cannabis obtenido legalmente en Mississippi, son como la hierba de la abuela, un pequeño porcentaje de THC, mientras que lo que existe en estos días puede ser 10 veces más potente.

Es así como en este círculo vicioso burocrático sin sentido, el cannabis que debe estudiarse es ilegal, y el cannabis que se puede estudiar legalmente (la variedad Mississippi, de décadas de antigüedad) está esencialmente fuera de los límites. Como resultado los profesionales mal informados se ven obligados a conformarse con anécdotas de Internet, y así con todos los demás, lo que es una mala medicina.

Los beneficios potenciales del cannabis se perderán mientras exista el control legal de la investigación clínica que se opone a los resultados de la misma. Sin embargo, eso no es excusa. El hecho de que haya barreras políticas para la investigación no significa que debamos bajar nuestro estándar en términos de pruebas exigentes. Los enfermos aún necesitan tratamientos médicamente sanos.

Por supuesto, ahora hay presión desde ambos lados. La industria de la marihuana ahora es un gran negocio, y con esos miles de millones, se puede reunir a tropas de pro cannabis. Los investigadores del cannabis ya hablan de ser bombardeados con correos electrónicos de grupos de pro cannabis si se atreven a hacer comentarios negativos sobre la droga. "La investigación sobre la marihuana es como la investigación sobre el tabaco en los años 60", dice un investigador de la Universidad de Colorado. Entonces, hay miedo de que el dinero empuje el péndulo en la otra dirección.

Pero las barreras van más allá del dinero, la política y los prejuicios. La investigación sobre el cannabis es difícil de hacer. ¿Cómo se hace un estudio doble ciego con marihuana? La gente sabe cuando han sido engañados con drogas de placebo. La gente puede notar la diferencia entre brownies de marihuana y brownies regulares; de lo contrario, no los comerían. Por lo tanto, si sabes que estás recibiendo la droga activa, el efecto placebo puede dar un fuerte golpe, señala un investigador de neurobiología, especialmente cuando se trata de resultados subjetivos como dolor o estado de ánimo.

Imagínate si estás tratando de hacer un estudio de la población sobre la memoria o el deterioro cognitivo, y estás pidiendo a fumadores de marihuana que intenten recordar cuánto han fumado durante su vida. Puedes imaginar cómo eso podría "influir en la precisión de los datos".

Permíteme darte un ejemplo de lo enrevesado que esto puede llegar a ser. Las pruebas neuropsicológicas de los consumidores de cannabis han encontrado efectos negativos residuales, en términos de puntuación ligeramente inferior en las pruebas de memoria. Pero, ¿cómo sabemos que no se trata de una cuestión de motivación, o de un deterioro cognitivo real? Eso nunca había sido probado hasta este estudio. Se le asignó a un grupo de consumidores una prueba de aprendizaje estándar y simplemente se formuló el enunciado: "Complete la siguiente serie de tareas que miden diferentes áreas de la cognición, como la memoria y la atención". Eso es lo que normalmente se diría, y cuando se realiza, los fumadores de marihuana obtienen puntuaciones significativamente peores. Ah, pero ¿qué pasaría si en cambio dijera esto?: "Complete la siguiente serie de tareas. Es importante que haga su mejor esfuerzo en estas tareas, ya que esta investigación se utilizará para aprobar la legislación de la marihuana. "Entonces, si lo haces bien, se podría legalizar la hierba o algo así. Y en esas circunstancias, boom, el aparente deterioro cognitivo desaparece.

Ahora bien, podría argumentarse que la falta de motivación es un problema en sí mismo. Pero, bueno, es mejor que tener daño cerebral a largo plazo.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Crédito de la imagen: BRICK 101 vía Flickr. La imagen ha sido modificada.

Gráficos de Avocado Video.

Nota del Doctor

A pesar de lo difícil que puede llegar a ser la investigación sobre el cannabis, se han publicado cientos de estudios. Descubre lo que encontró una reseña reciente importante en mi último video, Informe del Instituto de Medicina sobre los efectos de la marihuana para la salud. Y si quieres saber más, hice un DVD de investigación de cannabis para quienes estén interesados en una inmersión profunda (disponible solo en inglés).

El tema del cannabis me recuerda un choque similar de intereses políticos y comerciales al debate sobre el teléfono móvil. Si estás interesado, mira mis videos ¿La radiación del teléfono móvil causa cáncer? y ¿hay riesgo de tumores cerebrales por el uso del teléfono móvil?

Si no lo has hecho aún, puedes suscribirte a mis videos de forma gratuita haciendo click aquí.

Comment Etiquette

On NutritionFacts.org, you'll find a vibrant community of nutrition enthusiasts, health professionals, and many knowledgeable users seeking to discover the healthiest diet to eat for themselves and their families. As always, our goal is to foster conversations that are insightful, engaging, and most of all, helpful – from the nutrition beginners to the experts in our community.

To do this we need your help, so here are some basic guidelines to get you started.

The Short List

To help maintain and foster a welcoming atmosphere in our comments, please refrain from rude comments, name-calling, and responding to posts that break the rules (see our full Community Guidelines for more details). We will remove any posts in violation of our rules when we see it, which will, unfortunately, include any nicer comments that may have been made in response.

Be respectful and help out our staff and volunteer health supporters by actively not replying to comments that are breaking the rules. Instead, please flag or report them by submitting a ticket to our help desk. NutritionFacts.org is made up of an incredible staff and many dedicated volunteers that work hard to ensure that the comments section runs smoothly and we spend a great deal of time reading comments from our community members.

Have a correction or suggestion for video or blog? Please contact us to let us know. Submitting a correction this way will result in a quicker fix than commenting on a thread with a suggestion or correction.

View the Full Community Guidelines

Deja una respuesta

Tu correo electrónico no se publicará Los campos obligatorios están marcados *

Pin It en Pinterest

Share This