Combatir el lupus con la cúrcuma, tan buena como el oro

Combatir el lupus con la cúrcuma, tan buena como el oro
4.38 (87.5%) 8 votes

Un cuarto de cucharadita de la especia cúrcuma es puesta a prueba para el tratamiento de la nefritis causada por lupus incontrolable (lupus eritematoso sistémico, LES) en un ensayo clínico aleatorio, doblemente ciego y controlado por placebo.

Comenta
Comparte

Enfermedades autoinmunes diferentes suelen atacar órganos diferentes. Si nuestro sistema inmunológico ataca las células que producen la insulina en nuestro páncreas, podemos adquirir diabetes tipo 1. Si nuestro sistema inmunológico ataca la glándula tiroides, podemos terminar con hipotiroidismo. Pero en la enfermedad autoinmune conocida como lupus, nuestro sistema inmunológico ataca el mismísimo núcleo de nuestras células, a menudo produciendo anticuerpos v y atacando nuestro mismo ADN; así que el lupus puede dañar cualquier sistema de órganos y puede resultar en todo tipo de complicaciones. Las mujeres tienen una probabilidad 9 veces mayor de contraerlo Cientos de miles, o incluso millones, de estadounidenses sufren esta temida enfermedad. Una de las manifestaciones más comunes que amenaza a los órganos es la inflamación de los riñones, que ocurre en prácticamente la mitad de los pacientes. 

La inflamación de los riñones es también uno de los efectos más serios del lupus, causado por la misma enfermedad o como resultado de la intensa toxicidad de las drogas inmunosupresoras. Por ejemplo, los fármacos que se utilizan en quimioterapia, como Citoxan y ciclofosfamida, pueden tener efectos secundarios mortales que podrían incluir la leucemia y el cáncer de vejiga, con muchas mujeres perdiendo su cabello y volviéndose estériles permanente. Hay una necesidad desesperada de mejores tratamientos.

Afortunadamente, los hay. Comer cúrcuma disminuye la proteinuria, la hematuria, y la presión sanguínea sistólica —las manifestaciones clínicas fundamentales— en pacientes sufriendo recaídas o refractario (es decir, intratable) nefritis lúpica: según un ensayo clínico aleatorio, doblemente ciego y controlado por placebo.

Aquí están los datos de la proteinuria, un signo de pronóstico ominoso, la pérdida de proteína en la orina. En el grupo de control, tres personas mejoraron, tres empeoraron y el resto se mantuvo igual. En el grupo de la cúrcuma, uno empeoró, uno se mantuvo igual, pero el resto mejoró. 

Hay que tener en cuenta que se habla de cúrcuma, la especia entera, no curcumina, que es una sustancia extraída usada a menudo en forma de píldora. Seleccionaron mujeres con lupus fuera de control y simplemente les dieron un cuarto de cucharadita de cúrcuma con cada comida durante tres meses. En mi supermercado local, eso serían unos 5 centavos por cada dosis, comparados con $35000 dólares anuales por uno de los fármacos más modernos para el lupus. ¿Sobre cuál de los dos tratamientos imaginas que los doctores son informados?

Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. Esto es sólo una aproximación del audio contribuida por Katie Schloer. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Luis Hernandez y Adrián Bravo López.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

 

Imágenes gracias a Designua vía 123rf.

Enfermedades autoinmunes diferentes suelen atacar órganos diferentes. Si nuestro sistema inmunológico ataca las células que producen la insulina en nuestro páncreas, podemos adquirir diabetes tipo 1. Si nuestro sistema inmunológico ataca la glándula tiroides, podemos terminar con hipotiroidismo. Pero en la enfermedad autoinmune conocida como lupus, nuestro sistema inmunológico ataca el mismísimo núcleo de nuestras células, a menudo produciendo anticuerpos v y atacando nuestro mismo ADN; así que el lupus puede dañar cualquier sistema de órganos y puede resultar en todo tipo de complicaciones. Las mujeres tienen una probabilidad 9 veces mayor de contraerlo Cientos de miles, o incluso millones, de estadounidenses sufren esta temida enfermedad. Una de las manifestaciones más comunes que amenaza a los órganos es la inflamación de los riñones, que ocurre en prácticamente la mitad de los pacientes. 

La inflamación de los riñones es también uno de los efectos más serios del lupus, causado por la misma enfermedad o como resultado de la intensa toxicidad de las drogas inmunosupresoras. Por ejemplo, los fármacos que se utilizan en quimioterapia, como Citoxan y ciclofosfamida, pueden tener efectos secundarios mortales que podrían incluir la leucemia y el cáncer de vejiga, con muchas mujeres perdiendo su cabello y volviéndose estériles permanente. Hay una necesidad desesperada de mejores tratamientos.

Afortunadamente, los hay. Comer cúrcuma disminuye la proteinuria, la hematuria, y la presión sanguínea sistólica —las manifestaciones clínicas fundamentales— en pacientes sufriendo recaídas o refractario (es decir, intratable) nefritis lúpica: según un ensayo clínico aleatorio, doblemente ciego y controlado por placebo.

Aquí están los datos de la proteinuria, un signo de pronóstico ominoso, la pérdida de proteína en la orina. En el grupo de control, tres personas mejoraron, tres empeoraron y el resto se mantuvo igual. En el grupo de la cúrcuma, uno empeoró, uno se mantuvo igual, pero el resto mejoró. 

Hay que tener en cuenta que se habla de cúrcuma, la especia entera, no curcumina, que es una sustancia extraída usada a menudo en forma de píldora. Seleccionaron mujeres con lupus fuera de control y simplemente les dieron un cuarto de cucharadita de cúrcuma con cada comida durante tres meses. En mi supermercado local, eso serían unos 5 centavos por cada dosis, comparados con $35000 dólares anuales por uno de los fármacos más modernos para el lupus. ¿Sobre cuál de los dos tratamientos imaginas que los doctores son informados?

Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. Esto es sólo una aproximación del audio contribuida por Katie Schloer. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Luis Hernandez y Adrián Bravo López.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

 

Imágenes gracias a Designua vía 123rf.

Pin It en Pinterest

Share This