El ayuno antes y después de la quimioterapia y la radiación

5/5 - (4 votes)

¿Es posible que el ayuno a corto plazo durante el tratamiento del cáncer pueda minimizar los efectos secundarios y maximizar la eficacia?

Comenta
Comparte

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por María Belén Oliva voluntaria activa en NutritionFacts.org.

Introducción: Hace unas semanas, publiqué dos videos sobre la eficacia general de la quimioterapia. ¿Qué pasa cuando añades el ayuno a la mezcla? Este es el primero de 3 videos que explora esa misma pregunta.

En los últimos 50 años, la quimioterapia ha sido un tratamiento médico importante para una amplia gama de cánceres. Su estrategia principal se basa en atacar las células cancerosas, mediante el daño al ADN causado en parte por la producción de radicales libres. Aunque primero se creía que estos fármacos eran bastante selectivos para las células tumorales, ahora sabemos que las células normales también experimentan daños graves por la quimioterapia, lo que provoca efectos secundarios que limitan la dosis, como la supresión de la médula ósea y del sistema inmunitario, fatiga, vómitos, diarrea y, en algunos casos, incluso la muerte. Y si sobrevives, el daño al ADN de las células normales puede incluso conducir a nuevos cánceres. Hay fármacos que protegen las células y que se probaron para reducir los efectos secundarios así puedes bombear dosis más altas de quimioterapia, pero no han demostrado que aumenten la supervivencia, en parte porque pueden estar protegiendo las células cancerosas. ¿Qué pasa si se usa el ayuno para la protección celular durante el tratamiento del cáncer?

El ayuno puede tener un papel no reconocido en la prevención y el tratamiento del cáncer. El ayuno a corto plazo antes y de inmediato después de la quimioterapia puede minimizar los efectos secundarios, mientras que al mismo tiempo puede hacer que las células cancerosas sean más sensibles al tratamiento. Eso es apasionante. Durante la privación de nutrientes, las células sanas dejan de crecer para mantenerse y repararse, pero las células tumorales no pueden ralentizar su crecimiento desenfrenado debido a mutaciones que las llevaron a convertirse en células cancerosas primero que todo. Esta falta de adaptación a la inanición representaría un importante talón de Aquiles para muchos tipos de células cancerosas.

Como consecuencia de estas respuestas diferenciales de las células sanas frente a las cancerosas al ayuno a corto plazo, la quimioterapia causa más daño al ADN y suicidio celular en las células tumorales, pero no dañaría a las células sanas. Por ende, el ayuno a corto plazo protegería a las células sanas frente a las propiedades tóxicas de la quimioterapia y hacer que las células tumorales sean más sensibles, o al menos esa es la teoría. Vamos a probarlo.

Los inhibidores de la tirosina cinasa son un grupo de quimiofármacos que ahora son el pilar del tratamiento en muchos tipos de cáncer. Vamos a verlos en acción. Estas son placas de Petri llenas de células cancerosas que han sido teñidas de color rosado. Dos tipos de células de cáncer de pulmón y un tipo de cáncer colorrectal. Este es el antes y el después de la exposición a los quimiofármacos erlotinib, gefitinib, crizotinib y regorafenib. ¿Ves cómo hay menos rosa? Eso muestra cuántas células cancerosas mató la quimioterapia. Pero, primero mata de hambre a las células durante 24 horas, y los fármacos funcionan aún mejor. Incluso la inanición sola sin los fármacos mató a un montón de ellas. Los investigadores concluyen que estos fármacos TKI que se administran para tratar tumores sólidos se potencian en su actividad por 24 horas de inanición, pero eso es en una placa de Petri.

Se encontraron resultados similares para el cáncer de mama y un fármaco de quimioterapia llamado doxorrubicina. He aquí cinco días de crecimiento de cáncer de mama en una placa de Petri, de 150 000 células cancerosas a 800 000 en menos de una semana. Un poco de quimioterapia puede reducir cerca de 600 000, pero mata de hambre a esas células durante 48 horas primero, y la quimioterapia puede mantenerlas bajo control. Incluso la inanición solo a corto plazo puede frenar el crecimiento. El ayuno a corto plazo aumenta la posibilidad de que tengas el doble del efecto, con la mitad de la dosis, lo que sería importante para un fármaco tóxico como la doxorrubicina, que causa insuficiencia cardiaca en hasta 1 de cada 3 a dosis más altas. Pero, otra vez, estos son solo estudios in vitro en una placa de Petri.

Luego, los investigadores lo probaron en ratones y tuvo el mismo doble beneficio: quimioterapia menos tóxica, pero al mismo tiempo más eficaz, y no solo por un poco. Una dosis tan alta como para matar al 100 por ciento en menos de una semana. Luego de 60 horas de inanición, con la misma dosis, el 100 por ciento sobrevivió. Bueno, esa es la toxicidad. ¿Y la eficacia? He aquí el crecimiento tumoral sin quimio, el crecimiento con quimio y con quimio después del ayuno a corto plazo, y esto se tradujo en una mejor supervivencia.

Resulta Interesante que solo el ayuno parecería funcionar tan bien como la quimioterapia, y lo mismo con la radiación. El crecimiento tumoral desenfrenado fue derribado por la radioterapia, y más aún después de la combinación de la radiación y el ayuno en días alternados, pero solo el ayuno en días alternados parecería ser tan bueno como la radiación. Bueno, pero eso es cáncer de mama en ratones. Seguro Mickey se entusiasma por Minnie,

 Pero ¿y en las personas? Lo exploraremos a continuación.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

 

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por María Belén Oliva voluntaria activa en NutritionFacts.org.

Introducción: Hace unas semanas, publiqué dos videos sobre la eficacia general de la quimioterapia. ¿Qué pasa cuando añades el ayuno a la mezcla? Este es el primero de 3 videos que explora esa misma pregunta.

En los últimos 50 años, la quimioterapia ha sido un tratamiento médico importante para una amplia gama de cánceres. Su estrategia principal se basa en atacar las células cancerosas, mediante el daño al ADN causado en parte por la producción de radicales libres. Aunque primero se creía que estos fármacos eran bastante selectivos para las células tumorales, ahora sabemos que las células normales también experimentan daños graves por la quimioterapia, lo que provoca efectos secundarios que limitan la dosis, como la supresión de la médula ósea y del sistema inmunitario, fatiga, vómitos, diarrea y, en algunos casos, incluso la muerte. Y si sobrevives, el daño al ADN de las células normales puede incluso conducir a nuevos cánceres. Hay fármacos que protegen las células y que se probaron para reducir los efectos secundarios así puedes bombear dosis más altas de quimioterapia, pero no han demostrado que aumenten la supervivencia, en parte porque pueden estar protegiendo las células cancerosas. ¿Qué pasa si se usa el ayuno para la protección celular durante el tratamiento del cáncer?

El ayuno puede tener un papel no reconocido en la prevención y el tratamiento del cáncer. El ayuno a corto plazo antes y de inmediato después de la quimioterapia puede minimizar los efectos secundarios, mientras que al mismo tiempo puede hacer que las células cancerosas sean más sensibles al tratamiento. Eso es apasionante. Durante la privación de nutrientes, las células sanas dejan de crecer para mantenerse y repararse, pero las células tumorales no pueden ralentizar su crecimiento desenfrenado debido a mutaciones que las llevaron a convertirse en células cancerosas primero que todo. Esta falta de adaptación a la inanición representaría un importante talón de Aquiles para muchos tipos de células cancerosas.

Como consecuencia de estas respuestas diferenciales de las células sanas frente a las cancerosas al ayuno a corto plazo, la quimioterapia causa más daño al ADN y suicidio celular en las células tumorales, pero no dañaría a las células sanas. Por ende, el ayuno a corto plazo protegería a las células sanas frente a las propiedades tóxicas de la quimioterapia y hacer que las células tumorales sean más sensibles, o al menos esa es la teoría. Vamos a probarlo.

Los inhibidores de la tirosina cinasa son un grupo de quimiofármacos que ahora son el pilar del tratamiento en muchos tipos de cáncer. Vamos a verlos en acción. Estas son placas de Petri llenas de células cancerosas que han sido teñidas de color rosado. Dos tipos de células de cáncer de pulmón y un tipo de cáncer colorrectal. Este es el antes y el después de la exposición a los quimiofármacos erlotinib, gefitinib, crizotinib y regorafenib. ¿Ves cómo hay menos rosa? Eso muestra cuántas células cancerosas mató la quimioterapia. Pero, primero mata de hambre a las células durante 24 horas, y los fármacos funcionan aún mejor. Incluso la inanición sola sin los fármacos mató a un montón de ellas. Los investigadores concluyen que estos fármacos TKI que se administran para tratar tumores sólidos se potencian en su actividad por 24 horas de inanición, pero eso es en una placa de Petri.

Se encontraron resultados similares para el cáncer de mama y un fármaco de quimioterapia llamado doxorrubicina. He aquí cinco días de crecimiento de cáncer de mama en una placa de Petri, de 150 000 células cancerosas a 800 000 en menos de una semana. Un poco de quimioterapia puede reducir cerca de 600 000, pero mata de hambre a esas células durante 48 horas primero, y la quimioterapia puede mantenerlas bajo control. Incluso la inanición solo a corto plazo puede frenar el crecimiento. El ayuno a corto plazo aumenta la posibilidad de que tengas el doble del efecto, con la mitad de la dosis, lo que sería importante para un fármaco tóxico como la doxorrubicina, que causa insuficiencia cardiaca en hasta 1 de cada 3 a dosis más altas. Pero, otra vez, estos son solo estudios in vitro en una placa de Petri.

Luego, los investigadores lo probaron en ratones y tuvo el mismo doble beneficio: quimioterapia menos tóxica, pero al mismo tiempo más eficaz, y no solo por un poco. Una dosis tan alta como para matar al 100 por ciento en menos de una semana. Luego de 60 horas de inanición, con la misma dosis, el 100 por ciento sobrevivió. Bueno, esa es la toxicidad. ¿Y la eficacia? He aquí el crecimiento tumoral sin quimio, el crecimiento con quimio y con quimio después del ayuno a corto plazo, y esto se tradujo en una mejor supervivencia.

Resulta Interesante que solo el ayuno parecería funcionar tan bien como la quimioterapia, y lo mismo con la radiación. El crecimiento tumoral desenfrenado fue derribado por la radioterapia, y más aún después de la combinación de la radiación y el ayuno en días alternados, pero solo el ayuno en días alternados parecería ser tan bueno como la radiación. Bueno, pero eso es cáncer de mama en ratones. Seguro Mickey se entusiasma por Minnie,

 Pero ¿y en las personas? Lo exploraremos a continuación.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

 

Gráficos de Avo Media

Nota del Doctor

Este es el segundo video de la serie sobre el ayuno y el cáncer. En caso de que te hayas perdido el primer video, mira El ayuno, el cáncer y la caquexia.

Los siguientes dos videos de la serie son El ayuno antes y después de la quimioterapia puesto a pruebaUna dieta que imita al ayuno antes y después de la quimioterapia.

Y, asegúrate de ver mis videos sobre la quimioterapia: ¿Qué tan efectiva es la quimioterapia?¿Cuánto mejora la supervivencia la quimioterapia?

Todos mis videos sobre el ayuno se pueden encontrar en esta página temática.

Si no lo has hecho aún, puedes suscribirte a mis videos de forma gratuita haciendo click aquí.

Si no lo has hecho aún, puedes suscribirte a mis videos de forma gratuita haciendo click aquí. Lee esta información importante sobre las traducciones aquí.

Pin It en Pinterest

Share This