El aceite de oliva virgen extra para la artritis

El aceite de oliva virgen extra para la artritis
5 (100%) 2 votes

¿Qué pasa cuando se compara al aceite de oliva con los medicamentos como el ibuprofeno para la osteoartritis y la artritis reumatoide?

Comenta
Comparte

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Marina Campi voluntaria activa en NutritionFacts.org.

Cincuenta millones de estadounidenses sufren de artritis y la osteoartritis de rodilla es la versión más común, y es una de las principales causas de discapacidad. Varias vías inflamatorias subyacen a la aparición y progresión de la enfermedad, por lo que se han puesto a prueba varios alimentos antiinflamatorios. Las fresas disminuyen los niveles en sangre de un mediador inflamatorio conocido como factor de necrosis tumoral, pero eso no se traduce necesariamente en una mejoría clínica. Por ejemplo, beber jugo de cereza puede reducir un marcador de inflamación conocido como proteína C reactiva, pero no ayudó con la enfermedad. Pero esperen, dice que “alivió los síntomas”. Sí, lo hizo, pero no mejor que el placebo, lo que significa que beberlo no es mejor que no hacer nada. Las cerezas pueden ayudar con otro tipo de artritis llamada gota, pero fallaron en lo que respecta a la osteoartritis.

Lo mismo con el jugo de granada. No hubo mejoría significativa en los síntomas, pero tampoco mejoría significativa en los mediadores inflamatorios… Pero las fresas sí disminuyeron la inflamación. Veamos si realmente ayudan en una prueba cruzada aleatoria, doble ciego y… De hecho, se descubrió que las fresas tienen un efecto analgésico significativo, lo que provoca una disminución significativa del dolor. Hay medicamentos inhibidores del factor de necrosis tumoral disponibles en el mercado por el módico precio de $40 000 al año. Por esa cantidad de dinero, querría algunos efectos secundarios realmente jugosos, y no decepcionan, especialmente el linfoma fatal. Creo que me quedaré con las fresas.

Una de las razones por las que sospechamos que los frutos rojos podrían ayudar es que si le das a las personas el equivalente a una taza al día de arándanos o dos tazas al día de fresas, y luego goteas su sangre sobre las células en una placa de Petri, hay una reducción significativa de la inflamación en comparación con los que recibieron placebo. Y la atenuación de la inflamación mejoró con el tiempo, por lo que aparentemente cuanto más tiempo comas frutos rojos, mejor. ¿Hay otros alimentos que se hayan estudiado de esta manera?

Investigadores en Francia recolectaron cartílago de cirugías de reemplazo de rodilla y luego los expusieron a concentrados de sangre de voluntarios que tomaron una enorme dosis de un extracto de semilla de uva y oliva. Vieron una caída significativa en la inflamación inducida. No se han realizado estudios en humanos que pongan a prueba las semillas de uva para la artritis, pero se demostró que un extracto de oliva disminuyó el dolor y mejoró las actividades diarias en quienes padecen osteoartritis. Entonces, ¿agregar aceite de oliva a la dieta puede ayudar? No, porque utilizaron agua de oliva liofilizadas. Eso es lo que queda después de extraer el aceite de las aceitunas; son todos los componentes solubles en agua. En otras palabras, es todo lo que hay en una aceituna que falta en el aceite de oliva.

Si le da a la gente aceitunas reales, una docena de aceitunas verdes grandes al día, se puede ver una caída en un mediador inflamatorio. ¿Y si nos fijamos únicamente en el aceite? Una revisión sistemática y un metaanálisis sobre los beneficios antiinflamatorios del aceite de oliva no encontraron ninguno. Pero, ¿qué pasa con los artículos que atribuyen notables efectos antiinflamatorios al aceite de oliva virgen extra? Aquí está su evidencia… en roedores. En humanos, el aceite de oliva virgen extra puede no ser mejor que la mantequilla en lo que respecta a la inflamación, e incluso peor que el aceite de coco.

Entonces, ¿deberíamos limitarnos a las aceitunas? Lamentablemente, una docena de aceitunas al día podrían representar casi la mitad del límite de sodio diario.

Cuando se puso a prueba, el aceite de oliva virgen extra tampoco pareció ayudar con los síntomas de la fibromialgia, pero funcionó mejor que el aceite de canola para aliviar los síntomas de la enfermedad inflamatoria intestinal. Desafortunadamente, no pude encontrar ningún estudio que pusiera a prueba la ingesta de aceite de oliva para la artritis. Pero espere, ¿por qué este video se titula Aceite de oliva virgen extra para la artritis? Porque (¿están listos?) parece funcionar de forma tópica.

Un ensayo clínico aleatorizado, doble ciego, de aceite de oliva virgen tópico comparado con un gel con un fármaco de tipo ibuprofeno para la osteoartritis de rodilla. Solo un gramo de aceite, que sería como menos de un cuarto de cucharadita, tres veces al día. Así que costaría menos de tres centavos al día y … ¡funcionó! El aceite de oliva tópico fue significativamente mejor que el fármaco para reducir el dolor. Y el estudio solo duró un mes, por lo que tal vez el aceite de oliva hubiera funcionado cada vez mejor con el tiempo.

¿Qué pasa con la eficacia del aceite de oliva para controlar el dolor inflamatorio matutino de dedos y rodillas entre las mujeres con artritis reumatoide? Los investigadores hicieron todo lo posible, comparando el uso de aceite de oliva virgen extra con simplemente frotar nada, frotar ese gel de tipo ibuprofeno y, evidentemente, la disminución en la puntuación de actividad de la enfermedad en el grupo de aceite de oliva superó a los demás.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Video producción Glass Entertainment

Gráficos Avo Media

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Marina Campi voluntaria activa en NutritionFacts.org.

Cincuenta millones de estadounidenses sufren de artritis y la osteoartritis de rodilla es la versión más común, y es una de las principales causas de discapacidad. Varias vías inflamatorias subyacen a la aparición y progresión de la enfermedad, por lo que se han puesto a prueba varios alimentos antiinflamatorios. Las fresas disminuyen los niveles en sangre de un mediador inflamatorio conocido como factor de necrosis tumoral, pero eso no se traduce necesariamente en una mejoría clínica. Por ejemplo, beber jugo de cereza puede reducir un marcador de inflamación conocido como proteína C reactiva, pero no ayudó con la enfermedad. Pero esperen, dice que “alivió los síntomas”. Sí, lo hizo, pero no mejor que el placebo, lo que significa que beberlo no es mejor que no hacer nada. Las cerezas pueden ayudar con otro tipo de artritis llamada gota, pero fallaron en lo que respecta a la osteoartritis.

Lo mismo con el jugo de granada. No hubo mejoría significativa en los síntomas, pero tampoco mejoría significativa en los mediadores inflamatorios… Pero las fresas sí disminuyeron la inflamación. Veamos si realmente ayudan en una prueba cruzada aleatoria, doble ciego y… De hecho, se descubrió que las fresas tienen un efecto analgésico significativo, lo que provoca una disminución significativa del dolor. Hay medicamentos inhibidores del factor de necrosis tumoral disponibles en el mercado por el módico precio de $40 000 al año. Por esa cantidad de dinero, querría algunos efectos secundarios realmente jugosos, y no decepcionan, especialmente el linfoma fatal. Creo que me quedaré con las fresas.

Una de las razones por las que sospechamos que los frutos rojos podrían ayudar es que si le das a las personas el equivalente a una taza al día de arándanos o dos tazas al día de fresas, y luego goteas su sangre sobre las células en una placa de Petri, hay una reducción significativa de la inflamación en comparación con los que recibieron placebo. Y la atenuación de la inflamación mejoró con el tiempo, por lo que aparentemente cuanto más tiempo comas frutos rojos, mejor. ¿Hay otros alimentos que se hayan estudiado de esta manera?

Investigadores en Francia recolectaron cartílago de cirugías de reemplazo de rodilla y luego los expusieron a concentrados de sangre de voluntarios que tomaron una enorme dosis de un extracto de semilla de uva y oliva. Vieron una caída significativa en la inflamación inducida. No se han realizado estudios en humanos que pongan a prueba las semillas de uva para la artritis, pero se demostró que un extracto de oliva disminuyó el dolor y mejoró las actividades diarias en quienes padecen osteoartritis. Entonces, ¿agregar aceite de oliva a la dieta puede ayudar? No, porque utilizaron agua de oliva liofilizadas. Eso es lo que queda después de extraer el aceite de las aceitunas; son todos los componentes solubles en agua. En otras palabras, es todo lo que hay en una aceituna que falta en el aceite de oliva.

Si le da a la gente aceitunas reales, una docena de aceitunas verdes grandes al día, se puede ver una caída en un mediador inflamatorio. ¿Y si nos fijamos únicamente en el aceite? Una revisión sistemática y un metaanálisis sobre los beneficios antiinflamatorios del aceite de oliva no encontraron ninguno. Pero, ¿qué pasa con los artículos que atribuyen notables efectos antiinflamatorios al aceite de oliva virgen extra? Aquí está su evidencia… en roedores. En humanos, el aceite de oliva virgen extra puede no ser mejor que la mantequilla en lo que respecta a la inflamación, e incluso peor que el aceite de coco.

Entonces, ¿deberíamos limitarnos a las aceitunas? Lamentablemente, una docena de aceitunas al día podrían representar casi la mitad del límite de sodio diario.

Cuando se puso a prueba, el aceite de oliva virgen extra tampoco pareció ayudar con los síntomas de la fibromialgia, pero funcionó mejor que el aceite de canola para aliviar los síntomas de la enfermedad inflamatoria intestinal. Desafortunadamente, no pude encontrar ningún estudio que pusiera a prueba la ingesta de aceite de oliva para la artritis. Pero espere, ¿por qué este video se titula Aceite de oliva virgen extra para la artritis? Porque (¿están listos?) parece funcionar de forma tópica.

Un ensayo clínico aleatorizado, doble ciego, de aceite de oliva virgen tópico comparado con un gel con un fármaco de tipo ibuprofeno para la osteoartritis de rodilla. Solo un gramo de aceite, que sería como menos de un cuarto de cucharadita, tres veces al día. Así que costaría menos de tres centavos al día y … ¡funcionó! El aceite de oliva tópico fue significativamente mejor que el fármaco para reducir el dolor. Y el estudio solo duró un mes, por lo que tal vez el aceite de oliva hubiera funcionado cada vez mejor con el tiempo.

¿Qué pasa con la eficacia del aceite de oliva para controlar el dolor inflamatorio matutino de dedos y rodillas entre las mujeres con artritis reumatoide? Los investigadores hicieron todo lo posible, comparando el uso de aceite de oliva virgen extra con simplemente frotar nada, frotar ese gel de tipo ibuprofeno y, evidentemente, la disminución en la puntuación de actividad de la enfermedad en el grupo de aceite de oliva superó a los demás.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Video producción Glass Entertainment

Gráficos Avo Media

Nota del Doctor

Para más información sobre la salud de las articulaciones, puedes ver:

¿Y qué pasa al ingerir aceite de oliva? Mira El aceite de oliva y la función arterial.

Si no lo has hecho aún, puedes suscribirte a mis videos de forma gratuita haciendo click aquí.

Pin It en Pinterest

Share This