Alimentos para el crecimiento del cabello

4.5/5 - (6 votes)

Los chiles picantes, los alimentos de soja y las semillas de calabaza pueden ayudar contra la pérdida del cabello.

Comenta
Comparte

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por María Belén Oliva voluntaria activa en NutritionFacts.org.

La alopecia androgénica o androgenética, también conocida como la caída del cabello de patrón masculino o femenino, es uno de los problemas crónicos más comunes vistos por los dermatólogos. Espera, ¿se llama caída del cabello de patrón masculino y caída del cabello de patrón femenino? Sí, en los hombres se llama caída del cabello de patrón masculino y en las mujeres caída del cabello de patrón femenino. Bueno. De cualquier manera, se caracteriza por la caída progresiva del cabello, con predominio en el cuero cabelludo central. Ya hablé de suplementos para la caída del cabello. Ya hablé de medicamentos para la caída del cabello. ¿Qué hay de los alimentos para la caída del cabello? ¿Qué papel podría jugar la dieta en el tratamiento de la caída del cabello? 

Los experimentos humanos con trasplantes fecales ofrecen una pista de lo poderoso que es nuestro microbioma, con informes de mejoras en la caída del cabello luego de que una suspensión fecal de heces recién evacuadas de un donante se administrara en el colon de otra persona, y no solo por un poco. A una persona calva le vuelve a crecer el pelo unos meses después de un trasplante fecal y un poco más de un año después, echa un vistazo, volvió a crecer por completo. La moraleja de la historia no es beber batidos marrones, sino mantener feliz a la flora intestinal buena.

Los estudios poblacionales demuestran que la calvicie de patrón masculino se asocia con hábitos de sueño deficientes y el consumo de carne y comida chatarra; mientras que se encontraron asociaciones protectoras por el consumo de verduras crudas, hierbas frescas, y el consumo frecuente de leche de soja. Tomar bebidas de soja todas las semanas se asoció con un 62 por ciento menos de las posibilidades de caída de cabello moderada a severa, y aumenta la posibilidad de que podrían haber compuestos en las plantas que serían protectores.

Los tratamientos de medicina complementaria y alternativa se “jactan de poder ‘curar’ la caída del cabello ‘sin riesgos’ con ‘menos efectos secundarios’ que la medicina tradicional. Pero, es importante... mirar más allá de las demandas generales y el marketing para revisar críticamente la bibliografía”. Por ejemplo, muchos estudios tienen poca relevancia porque la evidencia se obtuvo en roedores afeitados. Bueno, untemos ratones afeitados con veneno de abeja. E incluso cuando sí llevan a cabo estudios clínicos con personas, a veces no hay control de placebo; así que, no se tiene idea de si el alimento tuvo algo que ver. Pero hubo un estudio aleatorizado doble ciego, controlado por placebo, de compuestos en chiles picantes y soja, que mostró una promoción mayor del crecimiento del cabello. Estas son algunas fotos del antes y después de hombres y mujeres. Bueno, ¿pero qué tipo de dosis usaron? Usaron 6 mg de capsaicina al día y 75 miligramos de isoflavonas. Bueno, ¿a qué se traduce eso en comida real? Puedes obtener 6 mg de capsaicina en solo un cuarto de un jalapeño fresco al día. Eso suena bastante factible. Y puedes obtener 75 mg de isoflavonas si comes ¾ de una taza de tempeh o de frijoles de soja. Las nueces de soja (frijoles de soja disecados) son aún más concentradas, pero por la formación de productos finales de glicación avanzada en alimentos altos en grasas/proteínas a altas temperaturas, sugeriría evitar comer con frecuencia nueces horneadas o tostadas, semillas, o soja.

También hubo un ensayo aleatorizado, doble ciego, controlado por placebo, sobre el aceite de semillas de calabaza. ¿Cómo obtuvieron esa idea? En 2009, un estudio en Corea del Sur demostró que aleatorizar a hombres con HPB—glándulas prostáticas agrandadas—a 320 mg de aceite de semilla de calabaza al día (cerca de 16a de una cucharadita, es decir, unas gotitas al día) mejora las tasas de flujo urinario. El flujo urinario siguió disminuyendo en el grupo de control, pero los que tomaron el equivalente a comer solo dos semillas de calabaza al día tuvieron una mejora significativa. Eso parecería ser un efecto antiandrógeno, así que quizá ayudaría con la caída del cabello. Parece que funciona en ratones al usarse localmente, pero ¿qué pasa con la gente que solo come semillas de calabaza? No podría ser malo. Pero, solemos tirar las semillas de calabaza, de zapallo, o de sandía, y en realidad, tienen un rico repertorio nutritivo. Pero no sabes si funcionan para la caída del cabello hasta que lo pones a prueba. 

En un estudio, 76 hombres con calvicie de patrón masculino recibieron 400 mg de aceite de semilla de calabaza al día oculto en cápsulas, o tomaron cápsulas de placebo durante unos meses. De nuevo, eso es como comer solo dos semillas de calabaza al día, tal vez dos semillas y media. Midieron el crecimiento del cabello del cuero cabelludo con medidas objetivas y subjetivas, y luego de 24 semanas de tratamiento, las puntuaciones de mejora y satisfacción autoevaluadas en el grupo de aceite de semillas de calabaza fueron más altas, y sí tenían más cabello, un aumento del 40 por ciento en el conteo de cabello en comparación con el 10 por ciento en el grupo de placebo. Estas son algunas fotos representativas del antes y después de la mejora en la cobertura del cabello con el equivalente de aceite diario a dos semillas y media de calabaza. Muestra esas fotos a investigadores ciegos que no saben quién está en qué grupo y clasificarán a los grupos de placebo como que empeoran un poquito con el tiempo, pero que el grupo de aceite de semillas de calabaza mejora muchísimo.

En el grupo de calabaza, el 95 por ciento no tuvo cambios o mejoró, mientras que en el grupo de control más del 90 por ciento no tuvo cambios o empeoró. Dado el efecto tan pronunciado deberíamos preocuparnos por los efectos secundarios sexuales. Observaron el antes y después de un índice de disfunción eréctil y no encontraron pruebas de efectos adversos.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por María Belén Oliva voluntaria activa en NutritionFacts.org.

La alopecia androgénica o androgenética, también conocida como la caída del cabello de patrón masculino o femenino, es uno de los problemas crónicos más comunes vistos por los dermatólogos. Espera, ¿se llama caída del cabello de patrón masculino y caída del cabello de patrón femenino? Sí, en los hombres se llama caída del cabello de patrón masculino y en las mujeres caída del cabello de patrón femenino. Bueno. De cualquier manera, se caracteriza por la caída progresiva del cabello, con predominio en el cuero cabelludo central. Ya hablé de suplementos para la caída del cabello. Ya hablé de medicamentos para la caída del cabello. ¿Qué hay de los alimentos para la caída del cabello? ¿Qué papel podría jugar la dieta en el tratamiento de la caída del cabello? 

Los experimentos humanos con trasplantes fecales ofrecen una pista de lo poderoso que es nuestro microbioma, con informes de mejoras en la caída del cabello luego de que una suspensión fecal de heces recién evacuadas de un donante se administrara en el colon de otra persona, y no solo por un poco. A una persona calva le vuelve a crecer el pelo unos meses después de un trasplante fecal y un poco más de un año después, echa un vistazo, volvió a crecer por completo. La moraleja de la historia no es beber batidos marrones, sino mantener feliz a la flora intestinal buena.

Los estudios poblacionales demuestran que la calvicie de patrón masculino se asocia con hábitos de sueño deficientes y el consumo de carne y comida chatarra; mientras que se encontraron asociaciones protectoras por el consumo de verduras crudas, hierbas frescas, y el consumo frecuente de leche de soja. Tomar bebidas de soja todas las semanas se asoció con un 62 por ciento menos de las posibilidades de caída de cabello moderada a severa, y aumenta la posibilidad de que podrían haber compuestos en las plantas que serían protectores.

Los tratamientos de medicina complementaria y alternativa se “jactan de poder ‘curar’ la caída del cabello ‘sin riesgos’ con ‘menos efectos secundarios’ que la medicina tradicional. Pero, es importante... mirar más allá de las demandas generales y el marketing para revisar críticamente la bibliografía”. Por ejemplo, muchos estudios tienen poca relevancia porque la evidencia se obtuvo en roedores afeitados. Bueno, untemos ratones afeitados con veneno de abeja. E incluso cuando sí llevan a cabo estudios clínicos con personas, a veces no hay control de placebo; así que, no se tiene idea de si el alimento tuvo algo que ver. Pero hubo un estudio aleatorizado doble ciego, controlado por placebo, de compuestos en chiles picantes y soja, que mostró una promoción mayor del crecimiento del cabello. Estas son algunas fotos del antes y después de hombres y mujeres. Bueno, ¿pero qué tipo de dosis usaron? Usaron 6 mg de capsaicina al día y 75 miligramos de isoflavonas. Bueno, ¿a qué se traduce eso en comida real? Puedes obtener 6 mg de capsaicina en solo un cuarto de un jalapeño fresco al día. Eso suena bastante factible. Y puedes obtener 75 mg de isoflavonas si comes ¾ de una taza de tempeh o de frijoles de soja. Las nueces de soja (frijoles de soja disecados) son aún más concentradas, pero por la formación de productos finales de glicación avanzada en alimentos altos en grasas/proteínas a altas temperaturas, sugeriría evitar comer con frecuencia nueces horneadas o tostadas, semillas, o soja.

También hubo un ensayo aleatorizado, doble ciego, controlado por placebo, sobre el aceite de semillas de calabaza. ¿Cómo obtuvieron esa idea? En 2009, un estudio en Corea del Sur demostró que aleatorizar a hombres con HPB—glándulas prostáticas agrandadas—a 320 mg de aceite de semilla de calabaza al día (cerca de 16a de una cucharadita, es decir, unas gotitas al día) mejora las tasas de flujo urinario. El flujo urinario siguió disminuyendo en el grupo de control, pero los que tomaron el equivalente a comer solo dos semillas de calabaza al día tuvieron una mejora significativa. Eso parecería ser un efecto antiandrógeno, así que quizá ayudaría con la caída del cabello. Parece que funciona en ratones al usarse localmente, pero ¿qué pasa con la gente que solo come semillas de calabaza? No podría ser malo. Pero, solemos tirar las semillas de calabaza, de zapallo, o de sandía, y en realidad, tienen un rico repertorio nutritivo. Pero no sabes si funcionan para la caída del cabello hasta que lo pones a prueba. 

En un estudio, 76 hombres con calvicie de patrón masculino recibieron 400 mg de aceite de semilla de calabaza al día oculto en cápsulas, o tomaron cápsulas de placebo durante unos meses. De nuevo, eso es como comer solo dos semillas de calabaza al día, tal vez dos semillas y media. Midieron el crecimiento del cabello del cuero cabelludo con medidas objetivas y subjetivas, y luego de 24 semanas de tratamiento, las puntuaciones de mejora y satisfacción autoevaluadas en el grupo de aceite de semillas de calabaza fueron más altas, y sí tenían más cabello, un aumento del 40 por ciento en el conteo de cabello en comparación con el 10 por ciento en el grupo de placebo. Estas son algunas fotos representativas del antes y después de la mejora en la cobertura del cabello con el equivalente de aceite diario a dos semillas y media de calabaza. Muestra esas fotos a investigadores ciegos que no saben quién está en qué grupo y clasificarán a los grupos de placebo como que empeoran un poquito con el tiempo, pero que el grupo de aceite de semillas de calabaza mejora muchísimo.

En el grupo de calabaza, el 95 por ciento no tuvo cambios o mejoró, mientras que en el grupo de control más del 90 por ciento no tuvo cambios o empeoró. Dado el efecto tan pronunciado deberíamos preocuparnos por los efectos secundarios sexuales. Observaron el antes y después de un índice de disfunción eréctil y no encontraron pruebas de efectos adversos.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Gráficos de Avo Media

Nota del Doctor

Este es el último video de una serie de tres sobre la caída y el crecimiento del cabello. Los dos videos anteriores fueron Suplementos para el crecimiento del cabelloPastillas para el crecimiento del cabello.

Un puñado de semillas de calabaza satisfaría mi recomendación de la docena diaria de frutos secos y semillas. Mira La docena diaria del Dr. Greger.

Si no lo has hecho aún, puedes suscribirte a mis videos de forma gratuita haciendo click aquí.

Pin It en Pinterest

Share This