El papel de los lácteos y el gluten en las aftas

El papel de los lácteos y el gluten en las aftas
5 (100%) 2 votes

¿Excluir de la alimentación los productos lácteos, los aditivos alimenticios y los cereales con gluten puede ayudar a quienes sufren úlceras bucales recurrentes (aftas)?

Comenta
Comparte

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Cecilia Sassot y Leslie Salas voluntarios activos en NutritionFacts.org.

Las úlceras bucales recurrentes son el tipo de inflamación y afección ulcerativa de la boca más comunes, afectando a 1 de cada 5 personas… ¡Ay! A veces puede ser un signo de enfermedad celíaca, una condición autoinmune relativamente rara que se desencadena por el gluten del trigo. ¿Y los que no tienen celiaquía? Bueno, hace 37 años hubo un informe de un pequeño grupo de pacientes con úlceras bucales recurrentes que mejoraron después de eliminar el gluten de su alimentación, aún cuando no presentaban ningún síntoma de la enfermedad celíaca. Ahora que, sin un grupo de control, no es posible determinar si hubieran mejorado por su propia cuenta. Sin embargo, los resultados fueron lo suficientemente interesantes como para continuar con esta línea de investigación.

Teniendo en cuenta ese pequeño grupo de pacientes, decidieron probar una dieta sin gluten en 20 personas con úlceras bucales recurrentes. Nuevamente excluyendo explícitamente a aquellos con enfermedad celíaca. 5 de los 20 mejoraron y, también, empeoraron críticamente cuando volvieron a consumir gluten. Entonces, aunque no hubo un grupo de control, en los pocos participantes que mejoraron, las úlceras volvieron a brotar cuando el gluten fue incluido nuevamente en su alimentación. Ahora bien, este no era solo un grupo aleatorio de pacientes con úlceras bucales dolorosas. La razón por la que se les realizaron biopsias intestinales para descartar a los celíacos fue porque presentaban otras anomalías. Entonces no se pueden extrapolar los resultados de este estudio diciendo que 1 de cada 5 personas pueden beneficiarse al eliminar el gluten. Aunque al menos parece ayudar en algunos casos. Sin embargo, habría sido mejor si los participantes que volvieron a consumir gluten, lo hubieran hecho sin saberlo. Es decir, si eliminas el gluten o cualquier alimento y solo por coincidencia te sientes mejor, podrías convencerte de que dicho alimento fue el culpable. Entonces, cuando el investigador te da un pedazo de pan tal vez solo el estrés ante la idea de que vuelvan tus úlceras podría ayudar a desencadenar el regreso de las mismas.

Es por eso que idealmente se hacen estudios ciegos de gluten para ver si el gluten realmente tiene la culpa. Por ejemplo, en un grupo de personas que no tienen celiaquía o alergia al trigo pero afirman ser sensibles al gluten es posible probar si se están engañando a sí mismos o no asignándolos aleatoriamente para tomar una cápsula con gluten o simplemente un placebo hecho de almidón de arroz. Entonces, están en una dieta sin gluten; luego les das esta cápsula, que en el caso del gluten es equivalente a dos pedazos de pan, y ves si empeoran. La sola idea de tomar algo que pueda contener gluten desencadena sus síntomas. Y esto fue solo tomando una pastilla de placebo de almidón de arroz. Pero la razón por la que sabemos que esta sensibilidad al gluten no celíaca existe es que la cápsula de gluten real los hizo sentir aún peor. Y eso es específicamente lo que sucedió en el caso de las úlceras bucales. Aquellos que sintieron que eran sensibles al gluten, tuvieron más úlceras bucales al ser expuestos a gluten real que a gluten falso.

¿De dónde sacaron la idea de intentar eliminar el gluten en el estudio original? Bueno, en los años 60 se reportó que la sangre de unos pacientes con úlceras bucales graves reaccionó a ciertas proteínas alimentarias como el gluten, pero que tuvo una reacción aún más fuerte a una proteína de la leche, la caseína. Desde entonces, esto se ha probado más formalmente. Los niveles de anticuerpos anti-gluten (la gliadina es una proteína del glúten) y anticuerpos contra proteínas en la leche de vaca de cincuenta pacientes con úlceras bucales recurrentes fueron comparados con los de cincuenta personas sanas. Los que padecían de úlceras bucales no resultaron más propensos a reaccionar al gluten, pero sus niveles de proteínas anti-leche fueron significativamente más altos; de hecho, la mayoría reaccionó a la leche de vaca. Estos resultados indican una fuerte asociación entre altos niveles de proteínas contra de la leche en la sangre y las úlceras bucales recurrentes. Lo que nos importa es si la gente realmente mejora o no cuando dejan de tomar leche. Bueno, al escuchar sus resultados, tres de los pacientes espontáneamente decidieron eliminar todos los productos lácteos de su alimentación durante unos meses para ver qué sucedía, y pareció ayudar. El primer paciente no tuvo nuevos brotes de úlceras; lo mismo con el segundo hasta que tomó un poco de helado de leche de vaca. En el caso del tercero, las úlceras parecían producirse con menos frecuencia, pero esas solo fueron observaciones y no un estudio real.

Los mismo se observa con ciertos aditivos alimentarios. Las personas con úlceras bucales recurrentes podrían reaccionar más a ciertos colorantes comestibles. Entonces una dieta libre de gluten o una dieta sin lácteos, o una dieta libre de ciertos aditivos alimentarios, podría ayudar en algunos caso, en éste caso, 6 de 11: algunos mejoraron con la dieta sin gluten, otros con la dieta sin leche y otros con la libre de aditivos. Pero las mejoras vistas en el transcurso de una semana fueron bastante dramáticas. Entonces, parecería ser que vale la pena probar estas dietas de exclusión para ver si hay una mejora importante. ¿No es mejor hacerse una prueba de alergia o algo así? Aparentemente no. Por ejemplo, esta pobre mujer que sufría de úlceras bucales recurrentes desde que tenía 2 años: lesiones múltiples y dolorosas en la boca casi constantemente. Le preguntaron sobre la leche y ella dijo que rara vez la bebía porque parecía producir más brotes más casi de inmediato, así que investigaron su sensibilidad a los productos lácteos más a fondo. Sin embargo, sus dos pruebas de alergia (tanto la percutánea como la del parche) resultaron negativas. Pero bueno, si ella se sentía peor con los productos lácteos, no perdía nada intentando eliminarlos completamente y, por primera vez en su vida, las úlceras desaparecieron y no volvieron a brotar hasta que accidentalmente consumió un producto lácteo. Así que, incluso si las personas dan negativo, bien podría valer la pena intentar eliminar todos los productos lácteos y ver qué sucede. Sabemos que la leche de vaca podría jugar un papel en otras enfermedades de tipo alérgico y autoinmune. Estos informes de hace varias décadas sugieren que al menos hay un subgrupo de pacientes con úlceras bucales dolorosas para los que los lácteos son un factor desencadenante. Sin embargo, esta asociación suele ser desconocida para los pacientes y los proveedores de atención médica. La mejora puede suceder rápidamente. Un niño y una niña que habían sufrido frecuentes ulceraciones múltiples durante años, aparentemente se curaron en dos semanas. No sabemos con qué frecuencia funciona. Pero sabemos que sí funciona algunas veces. Entonces, como sugiere este artículo del 2017 publicado por el American Dental Association, ¿por qué no probar eliminando la proteína de leche de vaca? Particularmente antes del uso de medicamentos con posibles efectos secundarios.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Crédito de la imagen: Markus Spiske vía Stock Snap. La imagen ha sido modificada.

Gráficos de Avocado Video

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Cecilia Sassot y Leslie Salas voluntarios activos en NutritionFacts.org.

Las úlceras bucales recurrentes son el tipo de inflamación y afección ulcerativa de la boca más comunes, afectando a 1 de cada 5 personas… ¡Ay! A veces puede ser un signo de enfermedad celíaca, una condición autoinmune relativamente rara que se desencadena por el gluten del trigo. ¿Y los que no tienen celiaquía? Bueno, hace 37 años hubo un informe de un pequeño grupo de pacientes con úlceras bucales recurrentes que mejoraron después de eliminar el gluten de su alimentación, aún cuando no presentaban ningún síntoma de la enfermedad celíaca. Ahora que, sin un grupo de control, no es posible determinar si hubieran mejorado por su propia cuenta. Sin embargo, los resultados fueron lo suficientemente interesantes como para continuar con esta línea de investigación.

Teniendo en cuenta ese pequeño grupo de pacientes, decidieron probar una dieta sin gluten en 20 personas con úlceras bucales recurrentes. Nuevamente excluyendo explícitamente a aquellos con enfermedad celíaca. 5 de los 20 mejoraron y, también, empeoraron críticamente cuando volvieron a consumir gluten. Entonces, aunque no hubo un grupo de control, en los pocos participantes que mejoraron, las úlceras volvieron a brotar cuando el gluten fue incluido nuevamente en su alimentación. Ahora bien, este no era solo un grupo aleatorio de pacientes con úlceras bucales dolorosas. La razón por la que se les realizaron biopsias intestinales para descartar a los celíacos fue porque presentaban otras anomalías. Entonces no se pueden extrapolar los resultados de este estudio diciendo que 1 de cada 5 personas pueden beneficiarse al eliminar el gluten. Aunque al menos parece ayudar en algunos casos. Sin embargo, habría sido mejor si los participantes que volvieron a consumir gluten, lo hubieran hecho sin saberlo. Es decir, si eliminas el gluten o cualquier alimento y solo por coincidencia te sientes mejor, podrías convencerte de que dicho alimento fue el culpable. Entonces, cuando el investigador te da un pedazo de pan tal vez solo el estrés ante la idea de que vuelvan tus úlceras podría ayudar a desencadenar el regreso de las mismas.

Es por eso que idealmente se hacen estudios ciegos de gluten para ver si el gluten realmente tiene la culpa. Por ejemplo, en un grupo de personas que no tienen celiaquía o alergia al trigo pero afirman ser sensibles al gluten es posible probar si se están engañando a sí mismos o no asignándolos aleatoriamente para tomar una cápsula con gluten o simplemente un placebo hecho de almidón de arroz. Entonces, están en una dieta sin gluten; luego les das esta cápsula, que en el caso del gluten es equivalente a dos pedazos de pan, y ves si empeoran. La sola idea de tomar algo que pueda contener gluten desencadena sus síntomas. Y esto fue solo tomando una pastilla de placebo de almidón de arroz. Pero la razón por la que sabemos que esta sensibilidad al gluten no celíaca existe es que la cápsula de gluten real los hizo sentir aún peor. Y eso es específicamente lo que sucedió en el caso de las úlceras bucales. Aquellos que sintieron que eran sensibles al gluten, tuvieron más úlceras bucales al ser expuestos a gluten real que a gluten falso.

¿De dónde sacaron la idea de intentar eliminar el gluten en el estudio original? Bueno, en los años 60 se reportó que la sangre de unos pacientes con úlceras bucales graves reaccionó a ciertas proteínas alimentarias como el gluten, pero que tuvo una reacción aún más fuerte a una proteína de la leche, la caseína. Desde entonces, esto se ha probado más formalmente. Los niveles de anticuerpos anti-gluten (la gliadina es una proteína del glúten) y anticuerpos contra proteínas en la leche de vaca de cincuenta pacientes con úlceras bucales recurrentes fueron comparados con los de cincuenta personas sanas. Los que padecían de úlceras bucales no resultaron más propensos a reaccionar al gluten, pero sus niveles de proteínas anti-leche fueron significativamente más altos; de hecho, la mayoría reaccionó a la leche de vaca. Estos resultados indican una fuerte asociación entre altos niveles de proteínas contra de la leche en la sangre y las úlceras bucales recurrentes. Lo que nos importa es si la gente realmente mejora o no cuando dejan de tomar leche. Bueno, al escuchar sus resultados, tres de los pacientes espontáneamente decidieron eliminar todos los productos lácteos de su alimentación durante unos meses para ver qué sucedía, y pareció ayudar. El primer paciente no tuvo nuevos brotes de úlceras; lo mismo con el segundo hasta que tomó un poco de helado de leche de vaca. En el caso del tercero, las úlceras parecían producirse con menos frecuencia, pero esas solo fueron observaciones y no un estudio real.

Los mismo se observa con ciertos aditivos alimentarios. Las personas con úlceras bucales recurrentes podrían reaccionar más a ciertos colorantes comestibles. Entonces una dieta libre de gluten o una dieta sin lácteos, o una dieta libre de ciertos aditivos alimentarios, podría ayudar en algunos caso, en éste caso, 6 de 11: algunos mejoraron con la dieta sin gluten, otros con la dieta sin leche y otros con la libre de aditivos. Pero las mejoras vistas en el transcurso de una semana fueron bastante dramáticas. Entonces, parecería ser que vale la pena probar estas dietas de exclusión para ver si hay una mejora importante. ¿No es mejor hacerse una prueba de alergia o algo así? Aparentemente no. Por ejemplo, esta pobre mujer que sufría de úlceras bucales recurrentes desde que tenía 2 años: lesiones múltiples y dolorosas en la boca casi constantemente. Le preguntaron sobre la leche y ella dijo que rara vez la bebía porque parecía producir más brotes más casi de inmediato, así que investigaron su sensibilidad a los productos lácteos más a fondo. Sin embargo, sus dos pruebas de alergia (tanto la percutánea como la del parche) resultaron negativas. Pero bueno, si ella se sentía peor con los productos lácteos, no perdía nada intentando eliminarlos completamente y, por primera vez en su vida, las úlceras desaparecieron y no volvieron a brotar hasta que accidentalmente consumió un producto lácteo. Así que, incluso si las personas dan negativo, bien podría valer la pena intentar eliminar todos los productos lácteos y ver qué sucede. Sabemos que la leche de vaca podría jugar un papel en otras enfermedades de tipo alérgico y autoinmune. Estos informes de hace varias décadas sugieren que al menos hay un subgrupo de pacientes con úlceras bucales dolorosas para los que los lácteos son un factor desencadenante. Sin embargo, esta asociación suele ser desconocida para los pacientes y los proveedores de atención médica. La mejora puede suceder rápidamente. Un niño y una niña que habían sufrido frecuentes ulceraciones múltiples durante años, aparentemente se curaron en dos semanas. No sabemos con qué frecuencia funciona. Pero sabemos que sí funciona algunas veces. Entonces, como sugiere este artículo del 2017 publicado por el American Dental Association, ¿por qué no probar eliminando la proteína de leche de vaca? Particularmente antes del uso de medicamentos con posibles efectos secundarios.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Crédito de la imagen: Markus Spiske vía Stock Snap. La imagen ha sido modificada.

Gráficos de Avocado Video

Nota del Doctor

Otras formas de prevenir futuros brotes pueden incluir evitar los agentes espumantes de los dentífricos (¿Es seguro el lauril sulfato de sodio? y ¿Es mejor la CAPB en el dentífrico libre de SLS?).

En términos de tratamientos, puedes ver Aplicación tópica de la miel para las aftas.

También he explorado el rol de las dietas sin gluten ni productos lácteos en el autismo:

¿Debería todo el mundo evitar el gluten? Mira:

Si no lo has hecho aún, puedes suscribirte a mis videos de forma gratuita haciendo click aquí.

Comment Etiquette

On NutritionFacts.org, you'll find a vibrant community of nutrition enthusiasts, health professionals, and many knowledgeable users seeking to discover the healthiest diet to eat for themselves and their families. As always, our goal is to foster conversations that are insightful, engaging, and most of all, helpful – from the nutrition beginners to the experts in our community.

To do this we need your help, so here are some basic guidelines to get you started.

The Short List

To help maintain and foster a welcoming atmosphere in our comments, please refrain from rude comments, name-calling, and responding to posts that break the rules (see our full Community Guidelines for more details). We will remove any posts in violation of our rules when we see it, which will, unfortunately, include any nicer comments that may have been made in response.

Be respectful and help out our staff and volunteer health supporters by actively not replying to comments that are breaking the rules. Instead, please flag or report them by submitting a ticket to our help desk. NutritionFacts.org is made up of an incredible staff and many dedicated volunteers that work hard to ensure that the comments section runs smoothly and we spend a great deal of time reading comments from our community members.

Have a correction or suggestion for video or blog? Please contact us to let us know. Submitting a correction this way will result in a quicker fix than commenting on a thread with a suggestion or correction.

View the Full Community Guidelines

Deja una respuesta

Tu correo electrónico no se publicará Los campos obligatorios están marcados *

Pin It en Pinterest

Share This