Fitatos para rehabilitar células cancerosas

Fitatos para rehabilitar células cancerosas
4 (80%) 2 votes

A diferencia de otros agentes anti-cancerosos, los fitatos que se dan de forma natural en alimentos integrales de origen vegetal pueden activar la diferenciación de las células cancerosas, haciendo que su comportamiento se revierta a aquel de las células normales.

Comenta
Comparte

“Observaciones recientes sobre el fitato como agente anticancerígeno se apoyan en estudios de población que muestran una menor incidencia de cáncer en poblaciones que consumen dietas vegetarianas”. Debido a que el fitato se encuentra en alubias, granos, frutos secos, y semillas, la ingesta media diaria de fitatos en dietas vegetarianas es aproximadamente el doble que la de aquellos en dietas mixtas de alimentos vegetales y animales.

Se ha reportado que “el fitato en la dieta previene la formación de cálculos renales, protege contra la diabetes, las caries, enfermedades del corazón, así como contra una variedad de cánceres”.

“¿Suenan todos estos efectos potencialmente beneficiosos demasiado buenos para ser verdad?” Quiero decir, ¿hay otros ejemplos de compuestos producidos por plantas que pueden tener beneficios en múltiples enfermedades? Sí. Aspirina, por ejemplo, que realmente se encuentra a lo largo y ancho del reino vegetal, también puede dar cuenta de algunos beneficios de las plantas.

Pero de entre todas las cosas que los fitatos pueden hacer, “la actividad anticancerígena del ácido fítico, también conocido como fitato, también conocido como IP6 o hexafosfato de inositol, es considerada una de las más importantes actividades beneficiosas”.

Los fitatos en la dieta “se absorben rápidamente a través del tracto digestivo y son rápidamente recogidos” por las células cancerosas a lo largo del cuerpo, y se ha demostrado que inhiben el crecimiento de todas las líneas celulares cancerosas testadas. Se ha demostrado que los fitatos inhiben el crecimiento de las células de leucemia humana, células de cáncer de colon, células de cáncer de mama con o sin receptores de estrógeno, cáncer de laringe, cáncer cervical, cáncer de próstata, tumores en el hígado, páncreas, melanoma, y cáncer de los músculos. Todo esto sin afectar a las células normales. Ese es “el requerimiento más importante de un buen agente contra el cáncer”: luchar contra las células cancerosas, sin perturbar  las células normales. Y eso es lo que los fitatos parecen hacer.

Células de leucemia tomadas de pacientes con cáncer perecen a manos de los fitatos; por otro lado, células de la médula ósea normales permanecen a salvo. Esto puede explicar por qué los extractos de alubia matan a las células de cáncer de colon, pero dejan a las células normales de colon en paz.

“Tanto experimentos in vivo como in vitro han demostrado los sorprendentes efectos de los fitatos contra el cáncer. Se demostró anteriormente que el fitato es un agente antineoplásico de amplio espectro”, lo que significa que actúa como un agente anti-tumoral a través de diferentes sistemas de tejidos y celulares.

¿Cuáles son los mecanismos de acción por medio de los cuales los fitatos pueden luchar contra el cáncer? ¿Cómo luchan los fitatos? ¿Cómo no luchan los fitatos? Mira esto. Los fitatos atacan el cáncer a través de múltiples vías, una combinación de actividad antioxidante, anti-inflamatoria, y actividades que aumentan la inmunidad: la detoxificación, la diferenciación, y la anti-angiogénesis. En otras palabras, el fitato “afecta a las principales vías de malignidad”. Y no sólo algunas de ellas, aparentemente el fitato “hace blanco y actúa en todas ellas”.

“La propiedad antioxidante es una de las características más impresionantes del fitato”. De hecho, es por eso que la industria de la carne agrega fitatos a la carne, para evitar la oxidación de la grasa que comienza “en el momento de su matanza”.

“Además de afectar directamente a las células tumorales, los fitatos pueden tener efectos en nuestras funciones inmunológicas” al  aumentar la actividad de la célula asesina natural -las células en nuestro cuerpo que cazan y eliminan a las células cancerosas-, así como los neutrófilos, los cuales ayudan a formar nuestra “primera línea de defensa”. Y, entonces, matar de hambre a los tumores es más como una última línea de defensa. Los fitatos no solo son capaces de bloquear la formación de nuevos vasos sanguíneos que pueden dar sustento a los tumores, sino que pueden interrumpir capilares sanguíneos que ya han sido formados, lo que indica que los fitatos pueden no solo ayudar a obstruir tumores, sino también a cortar de forma activa sus líneas de suministro existentes.

Lo que es realmente notable del fitato es que “a diferencia de otros agentes anti-cancerosos, el fitato no solo causa una reducción en el crecimiento de células cancerosas, sino que también causa una llamada ‘diferenciación mejorada'”. Es decir, la reversión de las células cancerosas a células normales, lo que significa que hace que las células cancerosas dejen de actuar como células cancerosas y vuelvan a actual como células normales. Esto se puede ver con células de cáncer de colon, por ejemplo. En presencia de fitatos, las células de cáncer de colon humano maduran “para asemejarse tanto estructuralmente como en su comportamiento a las células normales”. Y esto se ha demostrado también en las células de leucemia, cáncer de próstata, cáncer de mama, y células cancerosas de los músculos.

Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ver el video más arriba. Esto es sólo una aproximación del audio. La traducción y edición de este contenido fue contribuida por Leslie Salas y Adrián Bravo López.

Por favor, considera ofrecerte como voluntario/a para ayudar en la página web.

“Observaciones recientes sobre el fitato como agente anticancerígeno se apoyan en estudios de población que muestran una menor incidencia de cáncer en poblaciones que consumen dietas vegetarianas”. Debido a que el fitato se encuentra en alubias, granos, frutos secos, y semillas, la ingesta media diaria de fitatos en dietas vegetarianas es aproximadamente el doble que la de aquellos en dietas mixtas de alimentos vegetales y animales.

Se ha reportado que “el fitato en la dieta previene la formación de cálculos renales, protege contra la diabetes, las caries, enfermedades del corazón, así como contra una variedad de cánceres”.

“¿Suenan todos estos efectos potencialmente beneficiosos demasiado buenos para ser verdad?” Quiero decir, ¿hay otros ejemplos de compuestos producidos por plantas que pueden tener beneficios en múltiples enfermedades? Sí. Aspirina, por ejemplo, que realmente se encuentra a lo largo y ancho del reino vegetal, también puede dar cuenta de algunos beneficios de las plantas.

Pero de entre todas las cosas que los fitatos pueden hacer, “la actividad anticancerígena del ácido fítico, también conocido como fitato, también conocido como IP6 o hexafosfato de inositol, es considerada una de las más importantes actividades beneficiosas”.

Los fitatos en la dieta “se absorben rápidamente a través del tracto digestivo y son rápidamente recogidos” por las células cancerosas a lo largo del cuerpo, y se ha demostrado que inhiben el crecimiento de todas las líneas celulares cancerosas testadas. Se ha demostrado que los fitatos inhiben el crecimiento de las células de leucemia humana, células de cáncer de colon, células de cáncer de mama con o sin receptores de estrógeno, cáncer de laringe, cáncer cervical, cáncer de próstata, tumores en el hígado, páncreas, melanoma, y cáncer de los músculos. Todo esto sin afectar a las células normales. Ese es “el requerimiento más importante de un buen agente contra el cáncer”: luchar contra las células cancerosas, sin perturbar  las células normales. Y eso es lo que los fitatos parecen hacer.

Células de leucemia tomadas de pacientes con cáncer perecen a manos de los fitatos; por otro lado, células de la médula ósea normales permanecen a salvo. Esto puede explicar por qué los extractos de alubia matan a las células de cáncer de colon, pero dejan a las células normales de colon en paz.

“Tanto experimentos in vivo como in vitro han demostrado los sorprendentes efectos de los fitatos contra el cáncer. Se demostró anteriormente que el fitato es un agente antineoplásico de amplio espectro”, lo que significa que actúa como un agente anti-tumoral a través de diferentes sistemas de tejidos y celulares.

¿Cuáles son los mecanismos de acción por medio de los cuales los fitatos pueden luchar contra el cáncer? ¿Cómo luchan los fitatos? ¿Cómo no luchan los fitatos? Mira esto. Los fitatos atacan el cáncer a través de múltiples vías, una combinación de actividad antioxidante, anti-inflamatoria, y actividades que aumentan la inmunidad: la detoxificación, la diferenciación, y la anti-angiogénesis. En otras palabras, el fitato “afecta a las principales vías de malignidad”. Y no sólo algunas de ellas, aparentemente el fitato “hace blanco y actúa en todas ellas”.

“La propiedad antioxidante es una de las características más impresionantes del fitato”. De hecho, es por eso que la industria de la carne agrega fitatos a la carne, para evitar la oxidación de la grasa que comienza “en el momento de su matanza”.

“Además de afectar directamente a las células tumorales, los fitatos pueden tener efectos en nuestras funciones inmunológicas” al  aumentar la actividad de la célula asesina natural -las células en nuestro cuerpo que cazan y eliminan a las células cancerosas-, así como los neutrófilos, los cuales ayudan a formar nuestra “primera línea de defensa”. Y, entonces, matar de hambre a los tumores es más como una última línea de defensa. Los fitatos no solo son capaces de bloquear la formación de nuevos vasos sanguíneos que pueden dar sustento a los tumores, sino que pueden interrumpir capilares sanguíneos que ya han sido formados, lo que indica que los fitatos pueden no solo ayudar a obstruir tumores, sino también a cortar de forma activa sus líneas de suministro existentes.

Lo que es realmente notable del fitato es que “a diferencia de otros agentes anti-cancerosos, el fitato no solo causa una reducción en el crecimiento de células cancerosas, sino que también causa una llamada ‘diferenciación mejorada'”. Es decir, la reversión de las células cancerosas a células normales, lo que significa que hace que las células cancerosas dejen de actuar como células cancerosas y vuelvan a actual como células normales. Esto se puede ver con células de cáncer de colon, por ejemplo. En presencia de fitatos, las células de cáncer de colon humano maduran “para asemejarse tanto estructuralmente como en su comportamiento a las células normales”. Y esto se ha demostrado también en las células de leucemia, cáncer de próstata, cáncer de mama, y células cancerosas de los músculos.

Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ver el video más arriba. Esto es sólo una aproximación del audio. La traducción y edición de este contenido fue contribuida por Leslie Salas y Adrián Bravo López.

Por favor, considera ofrecerte como voluntario/a para ayudar en la página web.

Nota del Doctor

Este vídeo es el segundo de una trilogía sobre los fitatos y el cáncer. Si te perdiste el primero, puedes verlo, Fitatos para la prevención del cáncer, y luego la interesante conclusión en Fitados para el tratamiento del cáncer.

Este vídeo me recuerda a uno reciente en el que hablé de una especia, la cúrcuma, Cúrcuma para reprogramar la muerte celular del cáncer.

¿La aspirina es un fitonutriente? Mira Los niveles de aspirina en los alimentos de origen vegetal.

¿Qué más podemos comer para mejorar la lucha de nuestro sistema inmunológico contra el cáncer? Ve Estimulando el potencial natural de exterminación de nuestras células inmunológicas.

Más sobre cómo privar a las células cancerosas de sus suministros de sangre en Anti-angiogénesis: Cortando las líneas de sustento de los tumores.

¿Hay evidencia clínica de que las plantas sean capaces de revertir la progresión del cáncer? No podrás creer lo que ven tus ojos:

Si todavía no te has suscrito a mis vídeos, puedes hacerlo de forma gratuita haciendo clic aquí.

Comment Etiquette

On NutritionFacts.org, you'll find a vibrant community of nutrition enthusiasts, health professionals, and many knowledgeable users seeking to discover the healthiest diet to eat for themselves and their families. As always, our goal is to foster conversations that are insightful, engaging, and most of all, helpful – from the nutrition beginners to the experts in our community.

To do this we need your help, so here are some basic guidelines to get you started.

The Short List

To help maintain and foster a welcoming atmosphere in our comments, please refrain from rude comments, name-calling, and responding to posts that break the rules (see our full Community Guidelines for more details). We will remove any posts in violation of our rules when we see it, which will, unfortunately, include any nicer comments that may have been made in response.

Be respectful and help out our staff and volunteer health supporters by actively not replying to comments that are breaking the rules. Instead, please flag or report them by submitting a ticket to our help desk. NutritionFacts.org is made up of an incredible staff and many dedicated volunteers that work hard to ensure that the comments section runs smoothly and we spend a great deal of time reading comments from our community members.

Have a correction or suggestion for video or blog? Please contact us to let us know. Submitting a correction this way will result in a quicker fix than commenting on a thread with a suggestion or correction.

View the Full Community Guidelines

Deja una respuesta

Tu correo electrónico no se publicará Los campos obligatorios están marcados *

Pin It en Pinterest

Share This