Vegetarianos y factores de riesgo de apoplejía: ¿comida basura vegana?

Vegetarianos y factores de riesgo de apoplejía: ¿comida basura vegana?
5 (100%) 1 vote

Llevar una dieta vegana o vegetariana no garantiza que sigamos una dieta saludable.

Comenta
Comparte

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Guadalupe Gutierrez y Macarena Troscé voluntarias en NutritionFacts.org.

Las dietas basadas en plantas se asocian con un menor riesgo de enfermedad cardiovascular, mortalidad y muerte por todas las causas juntas. Este estudio de una muestra diversa de 12,000 estadounidenses encontró que “aumentar progresivamente la ingesta de alimentos vegetales al reducir la ingesta de alimentos animales puede traer beneficios para la salud y reducir la mortalidad cardiovascular”. Pero, cuando se trata de dietas basadas en plantas para prevenir enfermedades cardiovasculares, no todos los alimentos vegetales son lo mismo. ¿Los vegetarianos del estudio británico que presentaron el mayor riesgo de derrame cerebral solo comen mucha comida chatarra vegana?

Se puede afirmar que una dieta que no incluya ciertos alimentos de origen animal es una dieta vegetariana o vegana. Por lo tanto, es importante analizar lo que comen esas personas. Una de las primeras cosas que miro cuando intento detectar qué tan seria es una población acerca de la alimentación saludable es algo indiscutiblemente malo: los refrescos, que son dulces líquidos. Obviamente, cualquier persona que tome agua con azúcar no tiene en cuenta su salud. En el gran estudio de los comedores de plantas en Estados Unidos, donde las personas tienden a reducir el consumo de carne por razones de salud más que por la ética, los flexitarianos beben menos bebidas azucaradas que los comedores de carne habituales, al igual que los pescetarianos, vegetarianos y veganos.

Sin embargo, en el estudio del Reino Unido, se encontró un mayor riesgo de derrame cerebral. Allí es más probable que las personas sean vegetarianas o veganas por razones éticas. Los pescatarianos beben menos refrescos, pero los vegetarianos y veganos beben más. No digo que es por eso que hayan sufrido más derrames cerebrales, pero podría darnos una idea de qué tan sana era su alimentación. En el estudio del Reino Unido, las personas veganas y vegetarianas comían aproximadamente la misma cantidad de postres, galletas y chocolate, y aproximadamente la misma cantidad de azúcar. En el estudio de EE. UU., el promedio de las personas no vegetarianas son obesas. Incluso las vegetarianas tienen un poco de sobrepeso. Los veganos son el único grupo con peso ideal. Sin embargo, en este análisis del estudio del Reino Unido, todos tenían aproximadamente el mismo peso, de hecho, los carnívoros eran más delgados que los veganos. El estudio EPIC-oxford parece haber atraído a un grupo de consumidores de carne particularmente conscientes de la salud, que pesan bastante menos que la población general.

Veamos algunos nutrientes particulares relacionados con el derrame cerebral. La fibra dietética parece beneficiosa para prevenir enfermedades cardiovasculares, incluido el derrame cerebral, y parece que cuanta más fibra, mejor. Según los estudios de casi medio millón de hombres y mujeres, no parece haber ningún umbral superior de beneficio. Entonces, cuanto más, mejor. Más de 25 gramos de fibra soluble, 47 gramos de fibra dietética insoluble y realmente puedes comenzar a ver una disminución significativa en el riesgo de derrame cerebral asociado. Por lo tanto, podríamos considerarlo como la ingesta diaria mínima recomendable para prevenir derrames cerebrales a nivel poblacional. Eso es lo que ves en las personas que siguen dietas centradas en alimentos vegetales mínimamente procesados. Dean Ornish se levantó por ahí con su dieta basada en alimentos vegetales enteros. Tal vez no tanta cantidad como estábamos diseñados para comer, según los análisis de heces fosilizadas, pero ese es el tipo de vecindario donde podríamos esperar un riesgo de accidente cerebrovascular significativamente menor. ¿Qué tanta estaban recibiendo los vegetarianos del Reino Unido? 22.1. Ahora, en el Reino Unido, miden la fibra un poco diferente, por lo que podría estar más cerca de los 30 gramos, pero no es el nivel óptimo para prevenir derrames cerebrales. Es tan poca fibra, que los vegetarianos y veganos solo vencieron a los consumidores de carne por 1 o 2 evacuaciones intestinales semanales, lo que sugiere que estaban comiendo muchos alimentos procesados.

Los vegetarianos solo comían una media porción más frutas y verduras, que se cree que reducen el riesgo de derrame cerebral, en parte, por su contenido de potasio. Sin embargo, los vegetarianos del Reino Unido con mayor riesgo de derrame cerebral comían tan pocas verduras y frijoles que ni siquiera igualaban a quienes comían carne, ni alcanzaban la ingesta diaria mínima recomendada de potasio de 4700 mg al día.

¿Y qué hay del sodio? La gran mayoría de la evidencia disponible indica que el consumo elevado de sal se asocia con un mayor riesgo de derrames cerebrales. Hay un aumento en línea recta en el riesgo de morir de un derrame cerebral mientras más sal comas. Incluso reducir la ingesta de sodio en una pequeña fracción cada año podría prevenir decenas de miles de derrames cerebrales fatales. Reducir la ingesta de sodio para prevenir derrames cerebrales: es tiempo de acción, no de vacilación. Pero los vegetarianos y veganos del Reino Unido parecían dudar, al igual que los otros grupos dietéticos. Todos los grupos excedieron la ingesta diaria recomendada de menos de 2400 mg de sodio, y eso ni siquiera representa la sal agregada en la mesa. La Sociedad Americana del Corazón recomienda menos de 1500 al día; entonces, todos comían demasiados alimentos procesados. No es de extrañar que sus presiones arteriales fueran solo 1 o 2 puntos más bajas, y la presión arterial alta probablemente sea el factor de riesgo modificable más relevante en derrames cerebrales.

¿Qué evidencia tengo de que, si los vegetarianos y veganos comieran mejor, tendrían menos riesgo de sufrir derrames cerebrales? En África rural, donde lograron alcanzar la ingesta de fibra que fue diseñado para obtener nuestro cuerpo al comer muchos alimentos vegetales enteros y saludables: frutas, verduras, granos, verduras y frijoles, con proteína casi completamente de fuentes vegetales, no solo casi no hubo enfermedad cardíaca, nuestra principal causa de muerte, sino tampoco derrames cerebrales, que surgieron de la nada con la introducción de sal y alimentos refinados en su dieta.

El derrame cerebral también parece estar prácticamente ausente en Kitava, una cultura isleña cuasivegana cerca de Australia cuya dieta era muy baja en sal y muy rica en potasio, porque estaba basada en vegetales. Comían pescado varias veces a la semana, pero el otro 95% de la dieta consistía en muchas verduras, frutas, maíz y frijoles, y tenían una aparente ausencia de derrame cerebral, incluso a pesar de las ridículas tasas de tabaquismo. Después de todo, evolucionamos comiendo tan poco como una octava parte de una cucharadita al día de sal, y se cree que nuestro consumo diario de potasio solía llegar a los 10,000 mg. Pasamos de una dieta basada en alimentos integrales sin sal a una basada en alimentos procesados ​​salados sin potasio, ya sea que comamos carne o no.

Caldwell Esselstyn, de la Clínica Cleveland, trató de poner a unos 200 pacientes con enfermedad cardiovascular establecida en una dieta de alimentos enteros basados en plantas. De los 177 que mantuvieron la dieta, solo uno sufrió un derrame cerebral en los años siguientes, en comparación con una tasa cien veces mayor de eventos adversos, incluidos múltiples derrames cerebrales y muertes, en quienes abandonaron la dieta. “Esto no es vegetarianismo”, explica Esselstyn. “Los vegetarianos pueden comer muchos alimentos que no son los mejores. Este nuevo paradigma se basa exclusivamente en una nutrición con alimentos enteros de origen vegetal”.

Ahora bien, toda esta idea de que las personas vegetarianas típicas no tienen mejores estadísticas de derrame cerebral porque no llevan dietas particularmente buenas puede explicar por qué no tienen tasas de derrame cerebral significativamente más bajas, pero eso aún no explica por qué pueden tener tasas de derrame cerebral más altas. Incluso si están comiendo dietas procesadas, saladas y malísimas, al menos no comen carne, lo que sabemos que aumenta el riesgo de derrame cerebral. Entonces, ¿hay algo en las dietas vegetarianas que aumente el riesgo de derrame cerebral que compensa sus ventajas inherentes? Seguiremos en la caza en el próximo video.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Video producción de Glass Entertainment

Gráficos de Avocado Video

A continuación una aproximación al contenido del audio de este video. Para ver los gráficos, tablas, imágenes o citas a los que Dr. Greger se refiere, ve el video más arriba. La traducción y edición de este contenido ha sido realizada por Guadalupe Gutierrez y Macarena Troscé voluntarias en NutritionFacts.org.

Las dietas basadas en plantas se asocian con un menor riesgo de enfermedad cardiovascular, mortalidad y muerte por todas las causas juntas. Este estudio de una muestra diversa de 12,000 estadounidenses encontró que “aumentar progresivamente la ingesta de alimentos vegetales al reducir la ingesta de alimentos animales puede traer beneficios para la salud y reducir la mortalidad cardiovascular”. Pero, cuando se trata de dietas basadas en plantas para prevenir enfermedades cardiovasculares, no todos los alimentos vegetales son lo mismo. ¿Los vegetarianos del estudio británico que presentaron el mayor riesgo de derrame cerebral solo comen mucha comida chatarra vegana?

Se puede afirmar que una dieta que no incluya ciertos alimentos de origen animal es una dieta vegetariana o vegana. Por lo tanto, es importante analizar lo que comen esas personas. Una de las primeras cosas que miro cuando intento detectar qué tan seria es una población acerca de la alimentación saludable es algo indiscutiblemente malo: los refrescos, que son dulces líquidos. Obviamente, cualquier persona que tome agua con azúcar no tiene en cuenta su salud. En el gran estudio de los comedores de plantas en Estados Unidos, donde las personas tienden a reducir el consumo de carne por razones de salud más que por la ética, los flexitarianos beben menos bebidas azucaradas que los comedores de carne habituales, al igual que los pescetarianos, vegetarianos y veganos.

Sin embargo, en el estudio del Reino Unido, se encontró un mayor riesgo de derrame cerebral. Allí es más probable que las personas sean vegetarianas o veganas por razones éticas. Los pescatarianos beben menos refrescos, pero los vegetarianos y veganos beben más. No digo que es por eso que hayan sufrido más derrames cerebrales, pero podría darnos una idea de qué tan sana era su alimentación. En el estudio del Reino Unido, las personas veganas y vegetarianas comían aproximadamente la misma cantidad de postres, galletas y chocolate, y aproximadamente la misma cantidad de azúcar. En el estudio de EE. UU., el promedio de las personas no vegetarianas son obesas. Incluso las vegetarianas tienen un poco de sobrepeso. Los veganos son el único grupo con peso ideal. Sin embargo, en este análisis del estudio del Reino Unido, todos tenían aproximadamente el mismo peso, de hecho, los carnívoros eran más delgados que los veganos. El estudio EPIC-oxford parece haber atraído a un grupo de consumidores de carne particularmente conscientes de la salud, que pesan bastante menos que la población general.

Veamos algunos nutrientes particulares relacionados con el derrame cerebral. La fibra dietética parece beneficiosa para prevenir enfermedades cardiovasculares, incluido el derrame cerebral, y parece que cuanta más fibra, mejor. Según los estudios de casi medio millón de hombres y mujeres, no parece haber ningún umbral superior de beneficio. Entonces, cuanto más, mejor. Más de 25 gramos de fibra soluble, 47 gramos de fibra dietética insoluble y realmente puedes comenzar a ver una disminución significativa en el riesgo de derrame cerebral asociado. Por lo tanto, podríamos considerarlo como la ingesta diaria mínima recomendable para prevenir derrames cerebrales a nivel poblacional. Eso es lo que ves en las personas que siguen dietas centradas en alimentos vegetales mínimamente procesados. Dean Ornish se levantó por ahí con su dieta basada en alimentos vegetales enteros. Tal vez no tanta cantidad como estábamos diseñados para comer, según los análisis de heces fosilizadas, pero ese es el tipo de vecindario donde podríamos esperar un riesgo de accidente cerebrovascular significativamente menor. ¿Qué tanta estaban recibiendo los vegetarianos del Reino Unido? 22.1. Ahora, en el Reino Unido, miden la fibra un poco diferente, por lo que podría estar más cerca de los 30 gramos, pero no es el nivel óptimo para prevenir derrames cerebrales. Es tan poca fibra, que los vegetarianos y veganos solo vencieron a los consumidores de carne por 1 o 2 evacuaciones intestinales semanales, lo que sugiere que estaban comiendo muchos alimentos procesados.

Los vegetarianos solo comían una media porción más frutas y verduras, que se cree que reducen el riesgo de derrame cerebral, en parte, por su contenido de potasio. Sin embargo, los vegetarianos del Reino Unido con mayor riesgo de derrame cerebral comían tan pocas verduras y frijoles que ni siquiera igualaban a quienes comían carne, ni alcanzaban la ingesta diaria mínima recomendada de potasio de 4700 mg al día.

¿Y qué hay del sodio? La gran mayoría de la evidencia disponible indica que el consumo elevado de sal se asocia con un mayor riesgo de derrames cerebrales. Hay un aumento en línea recta en el riesgo de morir de un derrame cerebral mientras más sal comas. Incluso reducir la ingesta de sodio en una pequeña fracción cada año podría prevenir decenas de miles de derrames cerebrales fatales. Reducir la ingesta de sodio para prevenir derrames cerebrales: es tiempo de acción, no de vacilación. Pero los vegetarianos y veganos del Reino Unido parecían dudar, al igual que los otros grupos dietéticos. Todos los grupos excedieron la ingesta diaria recomendada de menos de 2400 mg de sodio, y eso ni siquiera representa la sal agregada en la mesa. La Sociedad Americana del Corazón recomienda menos de 1500 al día; entonces, todos comían demasiados alimentos procesados. No es de extrañar que sus presiones arteriales fueran solo 1 o 2 puntos más bajas, y la presión arterial alta probablemente sea el factor de riesgo modificable más relevante en derrames cerebrales.

¿Qué evidencia tengo de que, si los vegetarianos y veganos comieran mejor, tendrían menos riesgo de sufrir derrames cerebrales? En África rural, donde lograron alcanzar la ingesta de fibra que fue diseñado para obtener nuestro cuerpo al comer muchos alimentos vegetales enteros y saludables: frutas, verduras, granos, verduras y frijoles, con proteína casi completamente de fuentes vegetales, no solo casi no hubo enfermedad cardíaca, nuestra principal causa de muerte, sino tampoco derrames cerebrales, que surgieron de la nada con la introducción de sal y alimentos refinados en su dieta.

El derrame cerebral también parece estar prácticamente ausente en Kitava, una cultura isleña cuasivegana cerca de Australia cuya dieta era muy baja en sal y muy rica en potasio, porque estaba basada en vegetales. Comían pescado varias veces a la semana, pero el otro 95% de la dieta consistía en muchas verduras, frutas, maíz y frijoles, y tenían una aparente ausencia de derrame cerebral, incluso a pesar de las ridículas tasas de tabaquismo. Después de todo, evolucionamos comiendo tan poco como una octava parte de una cucharadita al día de sal, y se cree que nuestro consumo diario de potasio solía llegar a los 10,000 mg. Pasamos de una dieta basada en alimentos integrales sin sal a una basada en alimentos procesados ​​salados sin potasio, ya sea que comamos carne o no.

Caldwell Esselstyn, de la Clínica Cleveland, trató de poner a unos 200 pacientes con enfermedad cardiovascular establecida en una dieta de alimentos enteros basados en plantas. De los 177 que mantuvieron la dieta, solo uno sufrió un derrame cerebral en los años siguientes, en comparación con una tasa cien veces mayor de eventos adversos, incluidos múltiples derrames cerebrales y muertes, en quienes abandonaron la dieta. “Esto no es vegetarianismo”, explica Esselstyn. “Los vegetarianos pueden comer muchos alimentos que no son los mejores. Este nuevo paradigma se basa exclusivamente en una nutrición con alimentos enteros de origen vegetal”.

Ahora bien, toda esta idea de que las personas vegetarianas típicas no tienen mejores estadísticas de derrame cerebral porque no llevan dietas particularmente buenas puede explicar por qué no tienen tasas de derrame cerebral significativamente más bajas, pero eso aún no explica por qué pueden tener tasas de derrame cerebral más altas. Incluso si están comiendo dietas procesadas, saladas y malísimas, al menos no comen carne, lo que sabemos que aumenta el riesgo de derrame cerebral. Entonces, ¿hay algo en las dietas vegetarianas que aumente el riesgo de derrame cerebral que compensa sus ventajas inherentes? Seguiremos en la caza en el próximo video.

Considera ser voluntario/a para ayudar en la página web.

Video producción de Glass Entertainment

Gráficos de Avocado Video

Nota del Doctor

Desde el punto de vista médico, las etiquetas “vegano” y “vegetariano” solo me dicen lo que no comes. Es como identificarse como un “NoTwinkieatarian”. Es genial que no comas Twinkies, pero ¿cómo es el resto de tu dieta?

¿Quieres saber cuáles son los alimentos más saludables? Mira mi docena diaria.

Para estar al día con la serie hasta ahora, consulta:

Pronto llegan estos videos:

Si no lo has hecho aún, puedes suscribirte a mis videos de forma gratuita haciendo click aquí.

Pin It en Pinterest

Share This